Apoyo a las empresas de Capital Riesgos ubicadas en Navarra por @SodeNavarra

    SodeNavarra - Blogger en TodoStartupsDesde esta entrada en el blog me gustaría destacar la importante labor que Sodena realiza dentro de su misión de atraer inversiones a nuestra comunidad, en una de las áreas que no es tan conocida y que comúnmente llamamos “after care”.

    Puesto que de manera generalizada, aproximadamente el 70% de la inversión exterior proviene de las empresas multinacionales previamente implantadas,Sodena, junto con la Dirección General de Política Económica y Empresarial del Gobierno de Navarra, viene realizando visitas a las empresas de este tipo implantadas en Navarra, más de 100 hasta la fecha.

    La labor de “after care” (no confundir con ningún bálsamo hidratante tras el afeitado), consiste en el seguimiento o “cuidado” de las empresas extranjeras para evaluar su situación, evitar deslocalizaciones, identificar potenciales proyectos de inversión, mejorar la comunicación entre estas y la Administración y promover vínculos de negocio entre las diferentes empresas instaladas en Navarra.

    Dentro de Sodena, he tenido la suerte de acudir a gran parte de las visitas realizadas y me gustaría compartir los aspectos que me han parecido más interesantes.

    En primer lugar, tras haber finalizado las visitas de 2013, los resultados obtenidos son positivos; las empresas han realizado sus acciones para ajustarse a la situación económica en años anteriores y actualmente la situación y perspectivas son positivas, con creación de empleo prevista para 2014 en algunas de ellas.

    Es curioso cómo en este tipo de empresas, su competencia son las propias empresas del grupo. Filiales de uno y otro país, compiten porque sus procesos sean los más productivos, sus niveles de calidad los más altos, sus accidentes laborales los menores, etc. De esta manera, a la filial que “mejor nota saque”, será a quien probablemente el grupo adjudique nuevas inversiones o nuevas líneas de negocio.

    Hay varios aspectos que las empresas no ven del todo positivo en Navarra y que consideran les hacen más débiles con respecto a sus ya citados competidores. Entre las debilidades que estas empresas citan destacaría aspectos laborales tales como: altos costes, escasa flexibilidad, alto índice de conflictividad laboral, escasa cultura del esfuerzo y compromiso, dificultad para encontrar personas con formación específica, nivel inglés insuficiente…; todos estos comentarios los he oído en alguna de las visitas realizadas.

    Con algunos de ellos puedo estar de acuerdo. Con otros, sin duda no. Lo que sí tengo claro es que todos debemos trabajar duro, para que si no somos los más baratos (en un amplio sentido de coste) seamos  (que estoy segura lo somos o podemos serlo), para conseguir que nuestras filiales navarras sean candidatas firmes a las nuevas inversiones que plantee su grupo. En eso, espero, estamos todos.

    No hay comentarios