Construyendo tu marca personal 2.0 por @Roxananicula

    Roxana Nicula - Blogger en TodoStartups5 puntos esenciales cómo hacer para mejorar tu visibilidad como profesional en tu sector y en definitiva cómo construir y defender tu marca personal 2.0.

    1. EL CV tradicional pasa a ser un CV 2.0.

    Olvídate del formato convencional donde deberías estar sín falta –Infojobs, Infoempleo, Trabajos etc.- y lánzate a la red donde podrás seleccionar lo mejor de tus conocimientos, experiencias y habilidades para darles forma en tus perfiles y páginas de los principales entornos sociales.

    No hace falta estar en todos y hasta cierto punto puedes integrar parcialmente unos con otros siempre que tengas el control y evites mezclar estilos de escritura demasiado dispares como ocurre con el lenguaje twittero frente al lenguaje más oficial de una red social orientada a otro tipo de conversaciones y relaciones sociales.

    En este sentido, por ejemplo en tu muro de Linkedin, la red profesional por excelencia, puedes permitirte a veces pero no como algo permanente, un trasladar a tu timeline de Twitter algún comentario o recomendación que hayas publicado en el muro de esta red. Los hashtag, es decir el tratamiento de palabras clave que aplica Twitter para organizar la información que publican sus usuarios, no queda bien en un campo de tu perfil profesional en LinkedIn o en tu muro de Facebook donde las conversaciones implican un uso correcto y extenso del idioma en el que se mantienen.

    2. Tu imagen lo es todo para el futuro empleo.

    Al cajón con las fotos tamaño DNI donde apenas podemos distinguir a una persona. La mirada lo es todo y tus fotos deben reflejar lo que quieras transmitir a todos los buscadores y rastreadores de recursos humanos que ya han integrado los entornos sociales digitales en su maletín de herramientas para la búsqueda de la candidata idónea. En este punto, debes organizar y retratar con aquellas palabras que más te interesen para tu futuro profesional todas tus fotos públicadas en tus perfiles de Facebook, Flickr, Pinterest o Twitpic.

    Sobre Pinterest, volveremos a hablar en el siguiente punto, porque representa una nueva fase en la gestión de la imagen personal y profesional. Recuerda que la etiquetas o tags son esenciales para categorizar tus fotos dentro y fuera del entorno social siempre y cuando hayas autorizado su publicación fuera de tu círculo de contactos. Facebook, por ejemplo, es un servicio en el que al subir una foto implica automáticamente que le hayas cedido los derechos de usarla sin necesidad de firmar ningún papel.

    3. Habla con pasión sobre lo que sabes de tu sector y sobre todo cuanto te interesa como personal y como profesional.

    Intercambia experiencias y conocimientos con el resto de la comunidad para poder tener mayor presencia en los sitios donde tu sector tiene cabida. No olvides que un reclutador lo primera que hará es buscar en Google quien eres y querrá saber antes de entrevistarte de qué madera estás hecha.

    Aunque escribir artículos lleva tiempo, siempre puedes empezar por dejar intervenciones cortas sobre tu saber hacer en los blogs y los debates de otras personas. Es cierto que tener un blog es controlar mejor lo que quieres publicar allí fuera, pero también es cierto que un blog requiere disciplina y periodicidad. En este punto, quizás quieras aprovechar y pinear algunas de tus fotos de artículos con tu perfil en Pinterest. Es un modo fácil y realmente rápido para extender tu malla fuera del ámbito inmediato de tus contactos.

    4. Los recursos humanos 2.0 van mucho de comunicar e intercambiar.

    Y es que Internet lo hace posible de una forma rápida y más directa que antes. Trata de tomarte una hora a la semana para conocer a otras personas que se encuentran en la esfera de influencia de tus amigos. Nunca se sabe dónde podrás encontrar tu nueva oportunidad. La timidez en la era social digital es más llevadera y desde una pantalla te será un poco más cómodo presentarte ante nuevos contactos y pedirles que te acepten como contacto suyo. Teje y teje, y nunca dejes de tejer.

    En algún momento algo hará que encuentres tu nueva oportunidad profesional. Y si quieres apostar de forma profesional por trabajar tu personal branding 2.0, acude con la mente abierta a aprender y trabajarla conjuntamente con tu asesora en materia. Tu consultorá te podrá gestionará y detectar las oportunidades pero no hagas el error de desentenderte y esperar que escriban tus ideas.

    Las podrá reproducir pero previamente tú debes haberte interiorizado el debate y haberle pasado aquellas ideas que quieres hacer públicas. Debes estar preparada para ofrecer algo de tu experiencia y de participar en aquellos debates que te interesen y en los que ves que tu punto de vista puede aportar novedades o incluso puede chocar frente a las demás opiniones expuestas. Te harás notar, claro que sí. Pero al fin y al cabo, ¿no se trata de esto?

    5. Si las imágenes son una vía cada vez más usadas para hacerse una idea sobre la personalidad de un potencial empleado, los podcasts y los vídeos lo son por duplicado.

    ¿Quién no tiene un Smartphone hoy en día?

    Úsalo pero sólo si tienes algo bueno que contar. Y cuando me refiero a algo bueno no significa que debe ser algo realmente profundo, sino que sea algo que te defina, que defina tus experiencias o conocimientos, tu pasiones y hobbies o tus ideas respecto de tu profesión, el sector o acerca de lo que te motiva. Sé breve y concisa, porque en Internet todo es efímero y ninguno tenemos más de unas decenas de segundos para convencernos de averiguar más cuando algo no llama la atención. Youtube, Vímeo, Ivoox o Podomatic si eres creativa para combinar tus grabaciones audio con imágenes.

    No hay comentarios