Internet no es el futuro por @JoseRuizPardo

    Hoy es el día Internacional de Internet. ¡Cuánto ha cambiado desde sus orígenes!. Atrás quedaron los tiempos donde escuchábamos los chillidos del modem al conectarnos. Atrás quedaron los tiempos donde solo era conocida por cuatro frikis (Sí, confieso ser uno de ellos). Atrás quedaron los tiempos donde Internet… era el futuro.

    Pues sí, he dicho bien, y lo repito: Internet no es el futuro. Vivimos en la era de la revolución tecnológica, en un mundo hiperconectado, uno en el que nos conectamos en las oficinas, en las casas, y también en los bolsillos. ¡Benditos (o malditos) smartphones!.

    Si una cafetería ofrece Wifi nos decidimos por esa. ¿Mandar un fax con lo mal que se ve? Mejor un correo electrónico. ¿Una llamada? Como no es urgente, un mail y no le interrumpo. ¿El disco duro lleno de mp3?. Eso ya no se lleva, Spotify o similares y no ocupa espacio. Hasta las nubes se han hecho de Internet, para almacenar en ellas y tener mis archivos esté donde esté. Pero si ya no no hay álbumes de fotos, las subimos a Facebook… Y así podría escribir cientos de situaciones que son habituales.

    Nada de lo que he dicho está sacado de una película futurista ¿verdad?. Es la vida misma, el día a día de todos. Pues aún así, en plena Revolución Tecnológica, en la era Internet, sigue habiendo empresas empeñadas en restringir el acceso a sus empleados. Todavía se oye eso de, no, es que en mi empresa no puedo acceder a mi correo, está “capado”.

    Ahhh, claro, porque  pierden el tiempo en las redes sociales y tonterías de esas. Mandan correítos con chorradas, chistes y chascarrillos. Eso en casa, en la oficina a trabajar, que para eso se paga. Señor empresario, directivo o responsable que piensa así (los tres en minúsculas, sí). La productividad no se alcanza capando nada, no se logra haciendo de supervisor asfixiante, no imponiendo.

    Si piensa que así consigue que su gente no se conecte a Internet, lamento decirle que seguramente tengan acceso libre a ella en su bolsillo. Qué es lo siguiente, ¿vigilar que no miren el movil? Pero si la mayoría de estos los ha proporcionado usted, son “de empresa”.

    Muy señor mío, si quiere que su equipo sea productivo, empiece por usted. Deje de mal-invertir tiempo en mecanismos de control, dedíquese a conocer a su gente para que se acerque a la autorealización en el trabajo. Deje de preocuparse por que entren en las redes sociales, aprenda que estas, bien usadas, pueden ser muy útiles para la empresa. El primer paso está en usted, en su forma de pensar, no en los demás.

    Internet, amigo mío, no es útil si la restringe, inútil sin control. Es una cosa u otra dependiendo de quien lo usa. Y si piensa que todos los que tiene a su alrededor son inútiles, entonces, quizás no se miró bien en el espejo esta mañana antes de salir de casa. Eso de que la potencia sin control no sirve de nada, es falso. La potencia sin conocimiento, sin formación, es la que no sirve de nada.

    ¿Quiere una buena noticia noticia?, se la voy a dar. Ya no tendrá que preocuparse por la productividad. ¿Cómo? Pues dejando de controlar, empezando a conocer qué mueve a cada uno de los que tiene alrededor a levantarse por las mañanas. Le voy a liberar de un peso, le voy a quitar la losa, la preocupación que supone para usted el hipercontrol, ese no es el camino. Solo sirve para amargarle a usted. Para frustrarle, pues nunca conseguirá el control total. Y para desmotivar al que tiene alrededor, que es aún más preocupante porque es, precisamente, una causa de baja productividad.

    No se le pueden poner puertas al campo, ni a la red, ni a las personas. ¿Se imagina qué hubiese pasado si al Sr. Ford le hubiesen puesto puertas a la primera cadena de montaje?. Se lo digo yo, si no la hubiese hecho él, la hubiese hecho otro.

    No deje que sea otro el que haga de su equipo uno productivo, pudiendo ser usted quien lo consiga. No se obsesione con la vigilancia, no limite el medio de comunicación más potente hasta el momento. Lo que vendrá, amigo mío, no lo sabemos, pero lo que sí sabemos es que Internet, la Red, la Red Global, la Red de Redes, aunque estará en él, no es el futuro, es EL PRESENTE.

    0.00 avg. rating (0% score) - 0 votes

    No hay comentarios