La era de los recortes y de la Negligencia digital por @LmCuende

    LuisMiguel - Blogger en TodoStartups.comÚltimamente estoy comprobando cómo un gran número de negocios de todos los tamaños invierten cada vez menos dinero en sistemas de información.

    Se trata de una observación condicionada al entorno donde me muevo, claro, pero hace unos días me enteré que una gran empresa (clientes en mis tiempos de la multinacional Xerox) que siempre ha tenido una dirección de informática (ahora, en la actualidad podría llamarse Dirección de Sistemas de Información) ha eliminado toda la estructura y ha optado por un SAP de buenas a primeras sin un estudio previo con el consiguiente caos que han originado. (Generalización y dependencia).

    A mí me llama mucho la atención la actitud de algunos pequeños negocios que tengo como clientes en el apartado de sitios web. La constante ha sido que no les ha costado ni un euro tener un buen sitio web y eso quizás ha sido un grave error (Infravaloración) porque al final no le dan el valor que se merece.

    Ejemplo 1: Una web cosecha del 2008. Durante dos años fueron introduciendo datos hasta llegar a tener más de dos mil artículos entre sellos y monedas. Tenían muchos accesos de todas partes del mundo. Iba muy bien, muy rápida.

    Un buen día me dijeron que les parecía muy caro el coste (Mezquindad) que les pasaba al mes por el alojamiento (9€) así que preferían ocuparse ellos y además conocían a un chico que como “hobby” hacía páginas web y que se iba a encargar de todo (Intrusismo). Les pasé en un pen drive toda la información de la web y la base de datos. Iba sobre Joomla. Ha pasado más de un año y ni siquiera se han preocupado de renovar el dominio (Desidia).

    Otro caso de negligencia digital, como yo lo llamo, es, por ejemplo, una web de una tienda de cuadros. Han decidido recortar gastos y se les ha ocurrido que ahorrando ¡108 € al año! que es lo que les cuesta el alojamiento de su web van a resolver sus problemas económicos (Tacañería). Porque no la van a seguir alojando, simplemente la clausuran.

    Y puedo seguir contando otros casos más como otra que dejará de existir el 31 de Diciembre por la misma causa. Son sitios webs desarrollados hace cuatro años y se podrían actualizar  con un pequeño coste de mantenimiento superior al que tienen o simplemente dejarla como está actualizando sus contenidos ya que los usuarios tienen un gestor de los mismos muy sencillo con el cual pueden interactual muy fácilmente.

    A mí estos casos, y otros que no cuento para no aburrir me parecen el exponente claro de personas que no se han dado cuenta de la importancia de tener una presencia digna en Internet.

    Es impensable tener aspiraciones de éxito en tu negocio y darle a la espalda a la menor inversión económica y la más rentable. Si vas a un periódico a poner un anuncio un día pequeñito ya te cobran más de la cantidad que están pagando al año por tener todo un escaparate lleno de posibilidades accesible desde cualquier rincón del planeta. En el caso de los dos primeros ejemplos su web fué financiada al 50% por el gobierno autonómico y el otro 50% por mi empresa (Yestilo), así que no les costó nada.

    Tal vez, como comenté antes esto haga que no lo valoren adecuadamente (Infravaloración de lo gratuito). Creo que es importante que los servicios de sistemas de información valgan lo que tienen que valer y que las empresas y los profesionales los paguen para darles el valor y la continuidad necesarios para hacerles rentables siempre desde la visión económica de inversión, no como un gasto más.

    A partir del 31 de diciembre un ganadero perderá su escaparate internacional de unas de las mejores especies de reses para carne, una pequeña tienda de cuadros perderá valor al no poder ofertar su galería de cuadros … es decir, pequeños negocios que pueden crecer con un coste mínimo de publicidad a través de la red, ahora perderán oportunidades de negocio.

    Nunca ha sido tan “barato” invertir en sistemas de información. Aplicaciones en la nube incluso gratis para pequeños negocios como Google Apps, o aplicaciones de software libre como Owncloud con costes de alojamiento ridículos en servidores, coste de dominios bajísimos, gestores de contenidos excelentes y libres como WordPress, Joomla, Drupal … , suites ofimáticas de código abierto completísimas como Libre Office … hacen que las posibilidades de gestión aumenten las posibilidades de cada negocio por pequeño que sea simplemente con un poquito de madurez y responsabilidad en el entorno digital que tiene que ir acompañado claro, de eludir el desgraciadamente aún extendido analfabetismo digital entre cierta clase empresarial.

    Tal vez la “peste” de los recortes se esté contagiando excesivamente y los inconscientes son capaces de actuar de esa manera sobre las herramientas más potentes y más rentables: los sistemas de información. A eso yo le llamo negligencia digital.

    No hay comentarios