La idea no es lo más Importante: Lo principal es la Decisión y la Acción por @AngelLargo1970

    Angel Largo - Blogger en TodoStartupsDesde hace un tiempo vengo asesorando a “Potenciales Emprendedores” sobre la posibilidad de poner en marcha un Proyecto Empresarial. Podría diferenciar entre diferentes tipos de personas que se me acercan:

    Ideólogos:

    Aquellos que tienen una idea en la cabeza, pero no la tienen trabajada. La mayoría consideran que su idea es buena y que aporta algo novedoso y demandado en el mercado. Los hay que han contrastado algo con Google, o incluso han preguntado “por ahí”, y también están los que se han auto convencido de que su idea marcara un antes y un después, algo parecido a lo que paso con el Iphone.

    Para esos nuevos Steve Jobs los remito a mi post Acción es Innovación. La mayoría de estas personas se acercan para sondear que me parece la idea, es decir que opine, y también a ver si les puedo ayudar en la construcción.

    En busca de Inversor:

    Estas personas tienen trabajado su proyecto. Hay un Plan de Negocio preparado con mayor o menor calidad. En algunos casos existe un Estudio Previo de Mercado para validar el Proyecto, ya que si no existe este punto esta es mi primera recomendación. Y se ha realizado un estudio económico donde se ha llegado a la conclusión de que lo que se necesita es…. Pasta.

    Puedo lanzar mi Proyecto pero necesito ayuda:

    A estas personas las diferencio de las que buscan Inversores porque lo que necesitan son Colaboradores, Partners o alguien que les ayude en temas concretos de su negocio. La mayoría necesitan ayuda sin que suponga un coste añadido, es decir no buscan trabajadores sino colaboradores que puedan aportar su tiempo, esfuerzo y trabajo en el proyecto involucrándose en el de alguna manera.

    Sobre cada uno de los “Perfiles”, sin querer estereotipar a nadie. Tengo experiencias recientes que pueden ser clarificadoras.

    En el caso de los ideólogos se me acerco una persona muy joven con una idea sobre carga de móviles con energía solar. Cuando le solicite que investigara un poco más y se dio cuenta que su “gran idea” ya había sido puesta en marcha me dijo lo siguiente: “Realmente yo no quiero ser un inventor pero se me paso la idea por la cabeza e intente desarrollarla. Lo que a mí me gustaría ser en realidad es ser un buen trabajador de marketing y comercio”. En este caso le recomendé que fijara sus objetivos.

    Este caso me hizo reflexionar sobre una convicción que tenía y de la cual me han surgido ciertas dudas. Mi convicción era que es bueno que algunas personas se decidan a Emprender como salida de esta crisis, ya que de aquí saldrán nuevos empresarios que cambiaran la sociedad y el mercado en los próximos años.

    Mis dudas se reflejan en el caso de esta persona, si no estaremos promocionando tanto la Emprendeduria que algunas personas se embarcan en ella sin el convencimiento y los objetivos claros, creando así potenciales fracasos o desviación de objetivos. Sigo con mis dudas. ¿Tú qué opinas?

    Otra persona se acercó a mí con lo que parecía una idea que aportaba soluciones interesantes para muchos usuarios, y es meter en el Smartphone las tarjetas de fidelización de las diferentes compañías.

    Esta persona, al cual considero amigo, se me acerco desde la prudencia y solicitándome mi discreción para que nadie le “plagiara” la idea. Era un “Scchhhh, que no se entere nadie que la gente es muy copiota”. De nuevo la realidad lo aterrizo, ya existía ese sistema y le hizo desistir en su intento. Solo tenía una idea, no la había desarrollado, pero creía que era genial

    En este sentido, el secretismo sobre que nadie sepa nada por si acaso alguien me “hurta” mi fantástica idea, limita mucho las posibilidades de Éxito. Hace poco estuve comiendo con una persona que tenía un “pelotazo” entre manos.

    Una idea fantástica para invertir de la cual no podía decirme nada excepto que era para un país sudamericano, que era algo muy necesario y que nadie estaba dando ese servicio hasta ahora. Esta persona me solicito la búsqueda de inversores por valor de 500.000-800.000 € pero solo dando esta información.

    Como alguno imaginareis le dije que era una total quimera el poder conseguir alguien interesado en este asunto con los datos que me había aportado, a lo que me dijo “Esta bien, pensare a ver si te puedo dar algún dato más y te digo”.  A día de hoy no tengo ninguna noticia suya, ya que su “genial idea” está solo en su interior y no sala a la luz por “miedo” a que alguien la copie.

    Desde aquí le digo a esta persona que tarde o temprano alguien copiara “nuestras geniales ideas”. Ya copiaron el Iphone y el Ipad, y todo tiene tendencia a ser copiado. Se trata de pegar primero y hacerlo lo antes posible.

    Si mantienes tu idea en el Secreto y no la compartes, es casi seguro que nadie te “copiara” (si, como pasa en muchos casos, no está inventada ya), pero también es totalmente cierto que no encontraras a nadie que te pueda ayudar.

    Algunos otros se me acercan en búsqueda de inversor. Hace pocos días unos chicos jóvenes, con las ideas muy claras, un proyecto premiado en varios concursos de emprendedores, y un inicio de proyecto prometedor, buscan un inversor que les ayude a relanzar el proyecto. Aún tenían que definir algunos de sus objetivos como el control de la sociedad, la necesidad de financiación, que pretenden conseguir con esa financiación. Pero el proyecto tiene muy buena pinta y estoy seguro que pronto alcanzaran sus objetivos.

    Alguna otra persona se me acerca en busca de algún partner, en la mayoría tecnológico o comercial, para que les ayude a desarrollar el proyecto. En los dos últimos casos que he visto necesitan un partner tecnológico que les active la parte de Ecomerce, y una plataforma que pueda soportar el proyecto.

    La mayoría de los proyectos que están saliendo a la luz tienen que ver con Internet. Por mi relación con Patricia Araque, fundadora de Ellas 2.0¸muchas personas, en la mayoría mujeres, se están lanzado a proyectos con sustento en Internet. La red está más de moda que nunca.

    Y tu ¿de qué perfil eres?

    Emprendedor y empresarios desde 1998. Varios proyectos empresariales en sectores como Tecnologia, Recursos Humanos, industrial, Trabajo Temporal, Despacho de Abogados, Marketing y Deporte Interesado en Humor en el Trabajo y Gestion del Talento con Humor Inquieto y con ganas de compartir experiencias con otros emprendedores. Apasionado de las personas y de su desarrollo.

    No hay comentarios