¿Qué es “Same Day Delivery”?: Un nuevo modelo de negocio por @Gazeloo

    Gazeloo - Blogger en TodoStartups“Compra lo que quieras, y recíbelo cuando tú quieras, en el lugar que elijas”, este podría ser a grandes rasgos el inicio de la definición del concepto “Same Day Delivery”. Pero como estamos ante un término todavía no muy estandarizado, comenzaremos por adentrarnos un poco más en su significado y su vinculación dentro del mercado.

    Este concepto, como bien indica, hace referencia a la entrega en el mismo día, bien sea de mercancías o de cualquier otro bien adquirido por un usuario. Pero, actualmente, el término se vincula a una tendencia de mercado como es la entrega de productos adquiridos en comercios tradicionales o electrónicos, en el mismo día e incluso inmediatamente, desde la compra por parte del cliente en estos.

    En EEUU se habla mucho de este nuevo modelo, y se vincula especialmente al llamado “renacer del retail”, otro fenómeno que iría muy vinculado al acceso a internet de los comercios tradicionales, que pasarían a ser multicanal, ampliando en gran medida su canal de ventas.

    Ni que decir tiene, que un primer factor que hace posible todo este proceso, es el carácter local de los comercios que poseen el stock que permite realizar un servicio inmediato y de calidad, con todo el valor puesto en el consumidor.

    Así mismo, el uso adecuado de redes de repartidores locales y mensajerías urbanas urgentes, con un marcado carácter ecológico, hacen posible la personalización del servicio y la mejora notable en los tiempos de entrega. Además, ni que decir tiene, las ventajas que puede suponer para este tipo de mensajerías, la pertenencia a una red “Same Day Delivery”, como vía de entrada de nuevos pedidos.

    ¿Y a quién va destinado este servicio?

    La respuesta se encuentra en el propio modo de vida de las grandes ciudades, marcadas por una sociedad sin tiempo, estresada, donde los desplazamientos suponen auténticos suplicios, y en general, donde un olvido o una necesidad de última hora pueden suponer un calvario de coste incuantificable.

    Para este tipo de consumidores, una opción de envío en sus comercios físicos o electrónicos habituales, que les permita recibir su compra de última hora en pocas horas, e incluso personalizar cuando quieren recibir su pedido, es una clara solución a sus problemas.

    Y adentrándonos un poco en la historia de esta tendencia, debemos remontarnos a su principal origen allá por el año 2000 en EEUU, cuando las primeras Startups comenzaban en el sector; este momento en cambio no fue el óptimo, ya que la combinación necesaria de offline y online no se estaba teniendo todavía en cuenta, y el modelo en sí necesitaba de tal fusión.

    Por ello, en los últimos dos años, el “Same Day Delivery” se ha retomado con fuerza, y así lo demuestran datos y opiniones de los usuarios, ya que coincide con un momento en el que se pasa de hablar de comercio tradicional o e-commerce como elementos aislados, a “commerce” en general, donde se entiende que la supervivencia del retail pasa por una multicanalidad y apertura a nuevos retos.

    Y es a partir de aquí donde se entiende que el mercado local para un comercio debe estar abierto no sólo en la calle, si no en el lugar de recepción de pedidos de cada cliente, y además debe de ser capaz de aplicar todas las ventajas de la venta offline al envío a domicilio.

    Llegados a este punto en la historia, debemos destacar que el “Same Day Delivery” ha saltado ya de EEUU al resto de países del mundo, y con especial fuerza en las grandes ciudades, donde se encuentra el cliente y el tipo de comercio con unas necesidades alineadas con este modelo.

    No hay comentarios