María Millán nos explica a través de sencillos ejemplos cómo actúan las empresas para atraer de forma ingeniosa a los clientes.

Son muchas las compañías que utilizan herramientas ocurrentes  que permiten que los propios clientes sean los que promocionan la marca, e incluso, hagan parte de su trabajo por ellas. Desde el sector del lujo hasta una empresa de barrio lo consiguen.  Es el Branding en estado puro.

No hay comentarios

Dejar respuesta