Chris Gardner: “Si vas a ser un basurero, tienes que ser el mejor basurero”

gardner 3
Reportaje fotográfico: Atresmedia/Luis Miguel Belda/TodoStartups

Filántropo, millonario y emprendedor, pero antes que todo eso también persona sin hogar. Este estadounidense nacido en la capital de Wisconsin, Milwaukee, inspiró la historia real que llevó al cine Will Smith: ‘En busca de la felicidad’, el relato de un hombre, Chris Gardner, que se vio abocado, junto a su hijo, a comer dependiendo de la caridad y a dormir, no pocas veces, en la calle.

Este miércoles llenó el auditorio del Palacio Municipal de Congresos donde se celebra MABS 2016, que, organizado por Atresbusiness, una iniciativa del Grupo Atresmedia, constituye uno de los eventos sobre liderazgo más relevantes del país. Esta es su segunda cita.

Durante su intervención, Gardner se esforzó por no causar lástima, aunque su historia personal invite a ello: malos tratos domésticos, un padre a quien no conoce hasta muchos años después, residente en un barrio marginal, recursos económicos muy limitados, ingreso en prisión, víctima de abusos o, incluso, hacerse cargo en solitario de su hijo menor de edad. Desde luego, nada prometía que con el tiempo se convertiría en un emprendedor de referencia mundial.

¿Uno de sus secretos?, resumido en esta sentencia: “Si vas a ser un basurero, tienes que ser el mejor basurero”. Y una de sus consignas, la idea introducida en la Declaración de Independencia de los Estados Unidos por Thomas Jefferson, su tercer presidente: “En busca de la felicidad”, la que da título a su “historia de amor de alguien entregado a su hijo”, él mismo.

gardner 1

“Aún puedo oír la voz de mi madre, su mensaje de que ‘he podido hacer tanto con tan poco y en tan poco tiempo’”, dice Gardner, para, como en una cadena de afectos, ligar con la voz de su propio hijo, Christopher Jarrett Medina Gardner, quien, ya mayor, al ser preguntado en una entrevista televisiva qué recordaba de aquel tiempo de zozobra y sueños en la calle, parques o lavabos públicos, contestaba: “’Lo único que recuerdo es que cada vez que levantaba la cabeza mi padre estaba ahí’”. Y Gardner reposa un instante antes de proseguir.

atresmedia 5

Le cuenta a los directivos españoles que le escuchan aquel día en que, siendo adolescente y viendo un partido de baloncesto en la televisión, se preguntó en voz alta cómo era posible que alguien ganara un millón de dólares por botar una pelota, a lo que su madre contestó que él también podía ganar ese dinero. Ahora bien, le advirtió que si quería jugar, que fuera al gimnasio, pero que si lo que pretendía era ser dueño del equipo, “que fuera a la biblioteca”.

Para Gardner, además de intentar ser el mejor en el trabajo sea en el puesto que sea el que se ocupe, la demostración paradigmática definitiva del éxito en un negocio “es que alguien a quien no le caes bien diga que eres el mejor de los candidatos”.

“Si vas a ser un basurero tienes que ser el mejor basurero, y todos tenemos que encontrar nuestro botón, que es lo que nos enciende”, dijo. “Yo tardé diez años en encontrar ese botón”, explicó, “hasta que entré en una sala de operaciones de Wall Street. No pensé puedo hacer esto y quisiera intentarlo, sino, simplemente, ahí quiero estar”.

gardner 2

De su experiencia más personal y dramática, reflejada en la película, rememoró cuando, alojados él y su hijo una noche en un lavabo del Metro se miró en el espejo “y me preguntaba cómo he llegado hasta aquí, y la respuesta era brutal: yo he conducido hasta aquí, yo he tenido que ver con la situación con la que me encuentro. Pero pensaba, si yo mismo he llegado hasta aquí, también puedo salir”.

atresmedia 6

 

Luis Miguel Belda
Director de Comunicación en la Universidad a Distancia de Madrid (UDIMA) y Redactor jefe en TodoStartups

No hay comentarios

Dejar respuesta