10 errores que se cometen en la estrategia de Marketing Online

10 errores que se cometen en la estrategia de Marketing Online

A continuación se van a desarrollar una lista de errores que se suelen cometer cuando una empresa realiza una estrategia de marketing online:

Hacer una exageración de las expectativas

Este es uno de los principales errores que se suelen cometer en una empresa. En la mayoría de las veces se tiene la creencia muy errónea de que al entrar en el sector online va implicar hacerse millonario.

Dentro del marketing digital existen múltiples posibilidades, la mayoría son oportunidades y estas tienen posibilidad de obtener grandes resultados de manera inmediata. Pero se debe considerar que no siempre va a ser así.

Debemos tener la cabeza bien puesta y ser realistas en cuanto a lo que se puede obtener. Cómo en todo se necesita tiempo para poder obtener resultados de la estrategia o campaña realizada.

Por otra parte, debemos establecer unas metas realistas y asegurarnos de realizar un seguimiento de todo ello, cómo y cuando se produzcan.

Por otra parte, lo primero de todo debemos ser pacientes y constantes. Todo esto nos va a llevar a obtener los resultados esperados.

No creer en lo que estamos haciendo digitalmente

Como hemos visto, en el apartado anterior, tanto se puede pecar por exceso como por defecto. En las empresas se comete el error de no creer en lo que se realiza a nivel digital.

Por tanto, muchas veces por el desconocimiento sobre el sector nos conduce a caer en muchos errores.

Según datos del 2015 más del 70 por ciento de las empresas no tienen página web, y más del 65 por ciento no usan las redes sociales en su actividad normal.

La penetración de la página web ha aumentado en las empresas. Pero en las microempresas se produce una ligera disminución que se aleja de la posibilidad de cumplir con el objetivo fijado en la ‘Agencia Digital para España’, que estimaban que para el año pasado las microempresas contarían con web propia estaría alrededor del 55 por ciento. Pero la realidad es todo lo contrario, sólo cuentan con ella alrededor del 28 por ciento.

No realizar una integración entre las estrategias offline y las estrategias online

Se tiene que tener muy claro que las estrategias online y las estrategias offline se deben trabajar conjuntamente dentro de una empresa.

Por tanto, debe haber una coordinación e intercambio de información entre las dos estrategias para trabajar en la misma dirección.

Dejar que las dos estrategias trabajen separadamente sin una coordinación va a desembocar en unos resultados que no van a ser ni de lejos los que se esperaban y nos pueden llevar a una idea errónea.

Debemos definir unos objetivos claros

Como en toda estrategia debemos tener una planificación clara de cuáles van a ser los objetivos a los que queremos llegar.

Tenemos que plantear los objetivos de nuestra empresa, objetivos relacionados con nuestra web… Es decir, estable unas métricas (KPI’s) y dar tiempo a la realización de estos.

Sólo así podremos estimar si vamos a tener éxito o vamos a fracasar con nuestra estrategia.

 Sólo pensar en la web a la hora de realizar la estrategia

Muchas empresas piensan que con que se tenga una web ya se está trabajando en el sector online. Claramente es uno de los errores más comunes que se cometen.

Esto es muy importante, se debe tener en cuenta que tener una página web sin más es como predicar en el desierto sin tener otros elementos que nos ayuden.

La página por ella mismo no va a estar visible en los diferentes buscadores. Vamos a necesitar una estrategia globalizada, es decir, utilizar elementos como el SEO, estrategias de Ads, el Social Media, Content Curator y el email marketing como bases de la difusión de nuestro mensaje.

Todos estos elementos van a necesitar que les dediques tiempo, le dediques la financiación, y muchas empresas no disponen ni de tiempo ni de recursos financieros.

No pensar en tener una web responsive

Según los últimos datos en Europa sobre el 25 por ciento del tráfico en la tiendas online ya están adaptadas a visualización a dispositivos móviles (tanto para ver en móviles, tablets, phablets…).

También deberemos considerar en las diferentes actualizaciones del algoritmo de Google en primavera del año pasado en el mes de abril, se denomino el ‘Mobilegedon’, obligan a todas las páginas web y tiendas online estén adaptadas a los dispositivos móviles.

Social Media

Por una parte, las empresas les das las funciones de gestionar sus redes sociales a personas que no son profesionales sin conocer cómo funcionan.

Por otra parte, existe la creencia que todas las empresas deben estar presentes en todas las redes sociales como sea, pero se debe pensar que debemos estar aquellas que estén nuestros clientes o nuestros clientes potenciales.

Entonces, debemos estudiar nuestro público objetivo y analizar las diferentes redes sociales son las más adecuadas para nuestra empresa, y cuales se utilizan en nuestro sector.

Es decir, si no vamos a destinar recursos financieros de nuestro presupuesto anual a crear vídeos para promocionarnos, quizás no debemos platearnos presencia en ‘Youtube’.

Lo primero debemos profesionalizar y establecer una estrategia según los que queramos realizar para conseguir nuestros objetivos.

No apostar por el contenido propio

Debemos considerar que actualmente el contenido es el rey indiscutible. Por tanto, debemos pensar en el ‘content branded’ y dirigir nuestra estrategia tienen que estar enfocadas a la creación de contenido propio. Lo debemos dirigir hacia el blog y el video blog para conseguir una viralización en las redes sociales.

Es por esto, es importante establecer un calendario de publicaciones que nos ayude a establecer un ritmo de publicación. De esto dependerá gran parte para que tenga éxito nuestra estrategia.

No establecer un sistema de medición de los resultados

Tenemos que medir los diferentes resultados para ver si hemos conseguido llegar a nuestros objetivos establecidos. Por tanto, lo primero que nos debemos plantear es realizar unos cuadros de mandos de medición por semana, por mes y trimestral que nos ayuden a identificar si estamos consiguiendo los objetivos. Es decir, sin sistemas de medición no podremos ver en que estamos fallando e intentar mejorarlo.

Pensar que la estrategia es para siempre

Si no conseguimos alcanzar los resultados esperados debemos de modificar nuestra estrategia. En marketing online, la clave para conseguir las metas planteadas es practicar diferentes maneras, es decir, realizar el método de prueba y error, prueba y error hasta conseguir los resultados esperados.

Raúl Jaime es profesor en IEBS Business School en varios programas Máster, emprendedor de Empresa Formación y profesional del sector de finanzas. También investiga sobre la creatividad e innovación en la empresa. Autor del libro "El libro verde del emprendedor colaborativo": http://goo.gl/6zl3EY y del libro "Emprendedor social, ¡Tú puedes!": http://goo.gl/3cA1LG y colaborador programa TV 'Tribuna Finanzas' (México): http://goo.gl/DqJccH .

No hay comentarios

Dejar respuesta