3 lecciones sobre cómo rentabilizar tu inversión en mercancías por @miredactor

    3 lecciones sobre cómo rentabilizar tu inversión en mercancías por @miredactor

    Muchos de nosotros conocemos de cerca casos de PYME dedicadas al comercio cuyo problema es averiguar cómo comprar bien para vender bien, o dicho sea de otra forma, cómo rentabilizar su inversión en mercancías. Si no disponemos de un producto en stock, es probable que el producto tarde más en llegar al cliente, o que tengamos que recurrir a una distribuidora para que lo envíe directamente al cliente. Pero, ¿qué pasa con los productos que tenemos en la tienda? ¿cómo rentabilizamos esa inversión en mercancías?

    Las nuevas tecnologías en la nube nos facilitan esta tarea para aprender a invertir de forma inteligente en nuestro negocio, como es el caso de los ERP en la nube (Enterprise Resourcing Planning). Si analizamos los datos y estadísticas precisas de aquellos productos que se consumen más, conociendo las cantidades medias de venta, así como aquellos que más y menos margen de beneficio nos dejan y/o tienen más/menos ventas, sabremos cómo rentabilizar la inversión para maximizar beneficios en el próximo ejercicio.

    Claves para rentabilizar tu inversión en mercancías

    Hay varios puntos que conviene tener en cuenta para rentabilizar la inversión en el stock. De lo contrario, es probable que estés perdiendo dinero por una mala previsión de ventas.

    1. Lo que más se vende no siempre es lo que más beneficio genera. Hay determinados productos que se venden muy bien y rápido, pero el margen de beneficio es escaso. Cuando eso lo cotejas con la inversión en recursos (almacén, personal, etc.), te das cuenta de que en realidad estás perdiendo dinero, aunque el producto tenga buena venta.

    2. Comprar menos cantidad no siempre es la solución. Ya que a veces sucede que si no dispones del producto en stock, no se llega a producir la venta. Estás dejando de ganar dinero por no haber hecho una inversión más elevada. Si se dan muchos casos, el margen puede ser alto. Por tanto, busca soluciones: que se pueda servir el pedido aunque no lo tengas tú en stock.

    3. No basta con comprar, también hay que vender. La inversión que tú haces en tus mercancías no termina en la mera compra de esas mercancías. Tu inversión debe ir más allá: en los medios que vas a utilizar para venderlas y ponerte delante de tu competencia. Para eso, añade un presupuesto en publicidad y marketing, cuyos resultados puedas medir a través de algún software en la nube.

    Estudia el mercado, analiza las variables y los resultados de ejercicios anteriores, así como tus propias estadísticas de analítica web. Las soluciones de software como servicio te proporcionan las herramientas de inteligencia empresarial y analítica necesarias para medir tus resultados, monitorizarlos y facilitar el proceso de toma de decisiones.

    Periodista y redactor web, enfocado en marketing y tecnología. Con los años he aprendido que la iniciativa, la creatividad y el esfuerzo diario te ayudan a conocer mejor la realidad. Y sólo conociendo la realidad es como puedes contarla bien.