Cómo trabajar mejor y rápido, para ser más productivo

como mejorar productividad, trabajar mas rapido y mejorTrabajar mejor – lo que no significa más duramente – te hará la vida más saludable y más feliz. Trabajar más tiempo ya no garantiza seguridad financiera, sino que es una forma vivir estresante con consecuencias. Lo podría hacer mejor o mejor aún trabajar menos, pero aún así ser productivo.

Bertrand Russell, filósofo Inglés , no era un fan del trabajo. En su ensayo de 1932, “Elogio de la ociosidad” (In Praise of Idleness”), creía que si la sociedad se dirigiera mejor, la persona sólo tendría que trabajar en un promedio de cuatro horas al día. Un día de trabajo tan pequeño sería “dar derecho a un hombre a las necesidades y comodidades elementales de la vida. -C.W. y A.J.K.D.

En esta línea el autor de este artículo, que he traducido del inglés, nos propone algunos consejos para conseguir mejores resultados en nuestro trabajo y, por extensión, en nuestra vida diaria:

1. Elige lo que amas con precaución

Si tu trabajo actual se compone de cosas que odias, es posible que desees considerar la búsqueda de uno nuevo que te encante en 2014. Si eso es una posibilidad remota, considera la búsqueda de proyectos que te guste hacer en tu trabajo actual.

La pasión hace divertido el trabajo. Puedes lograr más y hacer más cosas en un día cuando disfrutas de lo que haces. Te ves obligado a aplicar a un ciclo continuo de análisis, establecimiento de objetivos, organización, planificación, ejecución, medición y optimización cuando estás movido por la pasión.

Ten en cuenta que también es importante saber que los empresarios o empleados apasionados son más propensos a trabajar más porque simplemente disfrutan haciendo lo que hacen por puro placer, ahora que también ésto tampoco es saludable.

2. Trabaja en derrotar a la dilación

Para vencer la dilación aprende a hacer frente a tu primera tarea más desagradable por la mañana en lugar de retrasarlo hasta más tarde durante el día. Tienes más probabilidades de lograr más por la mañana cuando se está más activo y renovado.

Comienza cada día con las tareas que parecen difíciles y relajate con las tareas menos estresantes para cerrar el día. Me gusta la sensación de cerrar las cosas. Me hace sentir productivo, así que tengo una lista de cosas por hacer y yo las tacho cada día.

La productividad consistente incluso te hace más productivo con un sentido positivo de realización.

Aumentar el ritmo, no las horas en las que trabajas y mantén ese impulso hasta que se hagan las cosas.

3. Haz una auto-evaluación de tu tarea en intervalos frecuentes

Medir puede mejorar la forma en que trabajas. Tómate el tiempo para analizar cómo trabajas y lo productivas que tus estrategias han sido durante la semana. ¿Puedes hacerlo mejor en menos horas? Lo que no funciona y ¿por qué no funciona? ¿Qué estás haciendo mal?.

Haz más en lo que trabajes y menos de lo que robe tu tiempo. Premíate cuando termines tu tarea en la fecha prevista.

4. ¿Sabes cómo terminará tu día?

Asegúrate de saber cómo quieres que sea tu día para ir con antelación, incluso antes de empezarlo. Si planificas hacer una cosa en el día, ve a trabajar tan pronto como sea posible y céntrate en conseguir que se haga en ese día. Una vez que seas capaz de hacer tus tareas diarias, te sentirás lo suficientemente motivado como para hacer más cosas al día siguiente.

¡Toma cada día como una nueva oportunidad de hacer algo grande! Conoce los ciclos máximos de productividad, y programa tus tareas más importantes para esos momentos. Averiguar lo que hay que hacer primero y luego decide qué se puede hacer después.

5. ¿Quieres ser más productivo? ¡Hay aplicaciones para eso!

“Dame seis horas para cortar un árbol y pasaré los primeros cuatro afilando el hacha.” – Abraham Lincoln

El avance tecnológico está destinado a mover a la gente de trabajar duro a trabajar de manera inteligente. En la actualidad hay cientos de aplicaciones por ahí que podrían hacer que tu trabajo sea más fácil, que le liberen del tiempo que habrías pasado detrás de su escritorio. Echa un vistazo a algunas de las aplicaciones más productivas aquí.

Busca recursos disponibles que puedan hacer que trabajes mejor, más rápido y de manera más inteligente.

6. Mantén una dieta constante de influencias positivas- personas, ideas y tus propios pensamientos!

Algunas personas empiezan cada día con los correos electrónicos, noticias y entonces el trabajo real. ¿Qué tal si lees algo relacionado con tu desarrollo personal y de negocios todos los días. Leer un nuevo mensaje por tu mentor, lee uno o dos post populares de LinkedIn Today, inspírate por nuevas ideas y mantén la motivación para construir tu carrera.

Hay mejores maneras de hacerlo todo, lo que pasa es que no las has encontrado todavía.

7. Ordena tu calendario y vida digital

Ordenando tu día se trata de reducir los compromisos y decir no a las cosas no esenciales. Así que primero haz una lista de tus compromisos. Haz una lista de lo que es más importante ( 4-5 las cosas) y suprime elementos del resto. Di no a las personas con una llamada telefónica o correo electrónico y sal de los compromisos existentes.

Los boletines de correo electrónico, blogs, redes sociales, lectura online y la observación, foros, etc …  ¿Son esenciales? ¿Puedes suprimir elementos? – Leo Babauta

“La felicidad no es algo confeccionado. Viene de tus propias acciones” – Dalai Lama.

8. ¡Más despacio!

La vida no se derrumbará si no vas corriendo de una tarea a otra, de correo electrónico a correo electrónico. Aprovecha al máximo tu día, planifica para el trabajo y trabaja de modo más inteligente.

Si eres emprendedor o estás pensando en emprender, te interesará conocer los recursos necesarios para crear tu empresa de cero.