Los consumidores han cambiado: ¿Tu empresa sigue igual? por @KarlitaRosillo

    Karlita Rosillo - Blogger en TodoStartupsRecuerdas aquel dicho de “Renovar ó morir”, bueno pues es hora de decidir cuál de los 2 caminos tomarás.

    Los consumidores han  salido del anonimato para exigir mejores plus de sus marcas y productos, si tu quieres ser de esos empresarios IN que se preocupan por sus consumidores, pues te invito a que conozcas algunas estrategias que te ayuden a consolidar una buena relación con tus clientes y claro, a atraer la atención de los prospectos que andan por ahí…

    1. Fidelizar = Enamorar:

    Hoy más que nunca se trata de enamorar a tu cliente, no solo del servicio/producto, si no de una serie de experiencias que lo llevan a tomar la decisión de compra, precisamente en tu negocio.

    2. Comunica los atributos de tu Proyecto/Servicio:

    Cuando el cliente acuda a ti a solicitar información acerca de tu producto, bríndale toda la información posible, te recomiendo si es que comercializas productos, que realices fichas técnicas con información clara, oportuna y breve, es muy común que los manuales los dejemos olvidados. Así que si haces algo un poco más sencillo el cliente te lo agradecerá.

    3. Genera nuevos canales de comunicación:

    Soy muy insistente en este punto, pero es una realidad que la manera en la que se comunica el cliente, investiga, opina y compra ha cambiado, así que adapta tu negocio a ese nuevo estilo. Lo digo fuerte y quedito LO QUE HOY NO ESTA EN INTERNET NO EXISTE, si quieres generar confianza con tus clientes es muy bueno contar con un  sitio web, una fanpage, un perfil en foursquare, donde el cliente opine y recomiende.

    Créeme que el estar expuesto a malos comentarios, te hace ser mejor cada día. Además de que puedes estar más pendiente de lo que hace tu competencia y de la satisfacción que tienen otros prospectos de otros productos iguales al tuyo, pero con otro proveedor…

    Recaba información de contacto de tu cliente: Muchas personas hacen caso omiso de esta actividad, pero es la mejor forma de tener una base de datos altamente fidedigna, además que la puedes utilizar para muchas actividades de promoción. Tan sencillo como pedirle a tu cliente que llene una cartilla con sus datos.

    • Nombre Completo:
    • Dirección de Correspondencia:
    • E-mail:
    • Fecha de Cumpleaños:
    • Teléfono:

    En la misma cartilla pregúntale si es que desea recibir información, promociones y ofertas, recuerda que el permiso del cliente es importante, tampoco abuses de su confianza.

    Recabando estos datos puedes hacer maravillas, a los clientes hoy más que nunca les gusta que los apapachen y que los premien por su fidelidad así que tómalo en cuenta.

    4. Autoevalúa tu atención al cliente:

    Normalmente para un pequeño empresario es excesivo contratar un servicio de evaluación externa, pero puedes hacerlo tú mismo indirectamente.

    Muchas veces los clientes no se atreven a decirte lo que no les gusta de tu servicio por pena. Lo que les sugiero a mis clientes es que lo realicen telefónicamente, de está manera tanto tu como el cliente se desenvuelven mejor. Puedes hablarles tu u otra persona (preferentemente), y entonces aplicarles una encuesta de preguntas cerradas y que sea objetiva. No seas como lo políticos que colocan puras respuestas a su favor.

    Si eres objetivo en tus preguntas, el cliente se sentirá en confianza, de responder honradamente y eso a tu negocio y a ti, te hará crecer y aprovechar áreas de oportunidad.

    Y si la opinión no fue la mejor, pues respeta su opinión y sobre todo tómalo en cuenta, el cliente es la persona más importante de un negocio, simple y sencillamente porque es el que genera el ingreso día a día y lo mantiene con vida.

    5. Ofrece servicios de calidad:

    Esta parte me encanta y quizá podría decirte que es mi favorita, a nadie nos gusta que nos traten mal y como te lo comenté en mis posts de CALIDAD EN EL SERVICIO UN PLUS CUANTIFICABLE  si quieres destacar de tu competencia, te recomiendo que comiences a hacerlo por la parte del servicio, porque es la que más valora un cliente.

    Hay clientes a los que no les importa comprar más caro o más lejos, o incluso esperar a que haya existencias, el cliente quiere sentirse contento con el trato.

    Así que como siempre espero que este artículo te haya gustado, espero tus comentarios ¡Me encantará leerte!

    Soy Karla Rosillo y soy consultora desde el 2009. Estudie Comercialización y actualmente me encuentro cursando un diplomado en COACHING HUMANISTA NO DIRECTIVO, en la escuela Creo Coaching. En mi vida profesional, he tenido varios logros, entre ellos formar parte la creación de una empresa en la que he dejado todo el corazón, MGM Asesoría y Capacitación donde inicié en este camino de la capacitación – consultoría y desde entonces encontré mi pasión.