Experiencia Musicopolix – Tienda de instrumentos musicales en Madrid y Online

    Experiencia Musicopolix - Instrumentos musicales en Madrid

    Ariel Staryfurmann nos escribe para compartir su experiencia con su startup Musicopolix, empresa dedicada a la venta de instrumentos musicales y material de audio profesional. El proyecto cuenta con una web en la que disponen de venta online y de 3 tiendas físicas en Madrid.

    Musicopolix nació en el año 2010 y en estos momentos se encuentran en pleno proceso de expansión mediante la posibilidad de apertura de franquicias. Apoyándose en valores como profesionalidad, cercanía, calidad, servicio y satisfacción, Musicopolix sigue creciendo día tras día superando a día de hoy los 10.000 clientes.

    Os dejo con la experiencia de Ariel y su startup Musicopolix:

    1. ¿Cómo se te ocurrió la idea para poner en marcha tu empresa?

    Siempre quise llevar a cabo un emprendimiento propio y después de que me “rescindieran” el contrato con la anterior empresa con la que trabajaba, decidí que era el momento adecuado para ponerme en marcha y sacar adelante un proyecto personal. En el pasado ya había hecho algunos tibios intentos y, tal vez por falta de experiencia o porque no era el momento adecuado, no me habían salido todo lo bien que yo quería.

    Este proyecto en particular tuvo un comienzo bastante casual, es curioso, generalmente las cosas suelen tener un punto de casualidad y suerte importantes, eso sí, hay que poder estar en el momento adecuado en el lugar correcto. Viajaba a China con mucha frecuencia a comprar, a uno de esos viajes me acompañó un cliente, estábamos en una feria de regalos y de repente vemos un stand de instrumentos musicales, me comenta que él estaba interesado ya que estaba comprando saxos en la India y que los vendía muy bien aquí. Los trajimos juntos y así empezamos. Luego, hablando con un familiar que tiene 17 tiendas en L.A. me comenta que le gustaría hacer algo en Europa, así fue como empezamos en sociedad aquí.

    2. ¿Con qué apoyo personal y profesional contaste?

    Tuve mucho apoyo de mi familia, creo haber juntado un bagaje de conocimientos técnicos que me han permitido abordar este proyecto desde un ángulo profesional relativamente interesante.

    3. ¿Con qué capital inicial contaste? ¿Cuánta financiación has conseguido en total para tu proyecto?

    Empezamos con poco capital, luego hemos ido creciendo y de a poco conseguimos financiación bancaria, hasta la fecha no hemos tenido dificultades en ese punto.

    4. ¿Nos puedes dar algunas cifras interesantes de tu empresa (clientes, usuarios …) ?

    Hemos atendido a más de 10.000 clientes, tenemos unos 250.000 visitantes únicos anuales en nuestra web, hemos realizado bastantes ventas al resto de Europa… Empezamos con la tienda de San Sebastián de los Reyes, y este mismo año hemos abierto dos más, una en Madrid, en plena milla de oro de la música, y nuestra primera franquicia en Alcorcón.

    5. ¿Hiciste un plan de empresa antes de empezar o te formaste de alguna forma?

    Claro que sí. En lo personal me gusta organizarme, ver donde estoy y hacia donde me dirijo, por lo que en lo profesional, no podía ser menos. Vengo del sector de la consultoría, por lo que soy muy metódico. Sabía que lanzarme a trabajar en el mercado de los instrumentos musicales era algo muy ambicioso, sobre todo por la fuerte competencia de las distribuidoras alemanas, por lo que desde el principio pensé que mi posicionamiento y estrategia on-line sería la clave para el éxito de Musicopolix.

    6. ¿Qué es lo que más te costó al arrancar tu proyecto?

    Como comentaba, venía del sector de la consultoría, por lo que a priori me asustaba mi desconocimiento del producto. Comencé solo, vendiendo online, pero cuando abrí el primer almacén y tuve mi primer contacto con los músicos, fue realmente cuando me di cuenta que me tenía que poner las pilas para ofrecer el mejor servicio posible. Hoy en día, la mayoría de instrumentos musicales se venden a través de internet, y en el sector español había mucha tradición de la venta física, de contacto con el cliente, por lo que provocó muchos cierres de pequeñas tiendas y por tanto un tremendo miedo para los que empezábamos, ya que había mucha incertidumbre.

    Crecimos y fuimos trayendo un contenedor tras otro de instrumentos, alquilamos una nave para almacenar el stock y vimos que la gente venía a ver el producto allí. Decidimos abrir la primera tienda para poder exponer la mercancía mejor y que los clientes pudieran verla. Al principio alquilé una nave de 200 m2 y estaba yo solo, haciendo todo, los pedidos, atendiendo a los clientes, contestando a proveedores y publicando. A los 3 meses y medio contraté a dos personas a media jornada. Y crecimos poco a poco y aumentó nuestra presencia en el mercado. Siempre tuvimos una vocación fuerte de inversión en términos de posicionamiento online.

    Prácticamente todo ha sido difícil porque esto ha sido como un parto, pero quizás, si tuviera que decir algo sería aguantar al principio. Al comienzo facturando poco y con unos gastos de mantenimiento importantes era complicado aguantar. Fue muy duro.

    7. ¿Qué tecnología usáis para el desarrollo de vuestro portal?, ¿Y Para comunicaros con vuestros clientes?

    Principalmente usamos la página web. Con ella mostramos todo el catálogo de productos que tenemos disponibles para nuestros clientes. Además de poder efectuar compra on-line de los mismos. A partir de ahí también nos comunicamos a través de la misma con él, a través de un chat emergente, teléfono, correo electrónico o personalmente en nuestras tiendas. Lanzamos multitud de promociones mensuales, así como un programa de fidelización de clientes a través de un programa de puntos, ofertas especiales gracias a nuestro CRM.

    8. Si volvieras a empezar, ¿Cambiarías algo?

    Realmente no cambiaría muchas cosas porque los pasos que hemos ido dando han sido muy cautelosos. Hemos preferido ir poquito a poco, pero de forma estable ya que nuestro objetivo principal es la sostenibilidad del negocio. Obviamente he cometido multitud de errores, pero esos mismos son los que también me han proporcionado experiencia y convertido a Musicopolix en lo que es hoy en día.

    Por ejemplo, instalamos aire acondicionado en el despacho cuando tuvimos la facturación suficiente para poder pagarlo y así con todo. Es ahora cuando nos está dando un poco más de miedo por la vorágine de las tiendas etc. Ahora mismo tenemos un stock grande… si está bien o está mal, no lo sé. La nave inicial de 200 m2 se quedó pequeña y tuvimos que alquilar más espacio.

    9. Reflexiones y recomendaciones a Emprendedores

    Creo que en este punto no puedo innovar mucho más allá de la lógica. Creo que hay que tener espíritu y como dicen los ingleses “stamina” aguante. La gente que quiere iniciar negocios tiene que saber que un negocio siempre es un riesgo y como tal existe la posibilidad de que salga mal. Lo primero que recomendaría es que planifiquen mucho todo lo que tienen pensado hacer relacionado directa e indirectamente con su negocio, a partir de ahí que filtren.

    El tiempo es limitado y tienen que ser muy hábiles y eficaces en su gestión. Además que creen un negocio que les apasione. Al principio dedicarán muchísimas horas, por lo que es importante mantener la ilusión y los objetivos. Solo así, podremos tener más oportunidades de éxito.