Negocios híbridos, el futuro del comercio minorista según un estudio

    Negocios híbridos, el futuro del comercio minorista según un estudio

    El comercio minorista ha registrado los mejores resultados desde el inicio de la crisis. Esto se debe a un aumento del empleo y a la mejora de la confianza por parte de los consumidores y empresarios, lo que ha derivado en una mayor afluencia de las ventas. Y parece que así seguirá, aunque el futuro de este tipo de comercio apunta a los negocios híbridos, que ofrecen múltiples canales de contacto con el cliente y que cooperan más.

    Así se desprende del estudio Retail Revolution visión 2015 que ha elaborado Coto Consulting y que ofrece la visión de las tendencias del sector retail que serán realidad en España durante este año.

    Este informe asegura que 2015 será un año aún mejor que 2014, y resalta que las cifras del año pasado fueron bastante positivas para el comercio minorista. De hecho, los comercios individuales han sido el formato comercial con mayor incremento de ventas en 2014, con un 9,25% más, al igual que los bienes de equipamiento personal que han presentado una variación anual de ventas muy superior al resto de tipologías, cifrándose en un 23% más.

    Otro de los datos relevantes que se incorporan a este informe es que el aumento del turismo no implica mayores ventas, pues el índice de correlación (-0,035) así lo indica.

    Este estudio también señala que se ha observado que la macrotendencia protagonista de los próximos años es la “hipercanalidad”, ya que presenta muchas ventajas como menores inversiones, más rapidez en las compras y uso de las tiendas físicas como showrooms, entre otras cosas.

    Otra de las tendencias del próximo año en el sector del comercio minorista es el Retail Remember, es decir, las tiendas de moda a precios de ganga o la reaparición de los “Todo a 100” con imagen renovada o a los clubs de compra. También se presentará lo que desde Coto Consulting han nombrado como Coopetencia, que consiste en la ayuda entre retailers para así obtener mejores resultados y a menores costes que compitiendo.

    Por último, el informe recoge otras seis tendencias del futuro del comercio minorista que se pueden tipificar en las siguientes: mayor liquidez, mayor rapidez, más experiencia de compra en sectores tradicionales, más multicanalidad y un futuro prometedor.