Reino Unido obligará a las compañías que declaran beneficios en el extranjero a pagar un impuesto especial

    Reino Unido obligará a las compañías que declaran beneficios en el extranjero a pagar un impuesto especialEl gobierno del Reino Unido está decidido a conseguir que las multinacionales asentadas en el país paguen unos impuestos justos aunque lleven sus beneficios a paraísos fiscales. Así, ha acordado que las empresas tecnológicas e internacionales deberán pagar un 25% de los beneficios que desvían al extranjero.

    La nueva tasa ha sido denominada como Tasa Google y según el secretario del Tesoro Británico, George Osborne, y tiene como objetivo acabar con esas prácticas introduciendo unos impuestos bajos que se deberán pagar.

    Y es que, según ha indicado Osborne, muchas compañías emplean estructuras complejas para evadir el pago de los impuestos, lo que es injusto para el resto de ciudadanos.

    El gobierno británico prevé recaudar más de 1.000 millones de libras en los próximos cinco años gracias a esta nueva tasa, aunque todavía se desconoce los detalles sobre cómo se aplicará y en qué términos.