Cualquier negocio digital que opere en España tributará en España, avisa Rajoy

Mariano Rajoy, en Elche (Imagen: captura de la retransmisión del vídeo desde la web del PP)

El presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, adelantó este sábado que cualquier negocio del ámbito digital que opere en España estará obligado a tributar fiscalmente en territorio nacional, y no, como ocurre ahora, en otros países de exigencias fiscales más laxas o favorables.

Rajoy habló de ello durante la clausura de la Convención Nacional sobre Pymes y Autónomos: ‘La España Emprendedora’ que se celebró en Elche (Alicante) y que inauguró la ministra de Empleo, Fátima Báñez. En este marco, el presidente del PP avisó que el objetivo de las previstas medidas en este contexto es impedir que la actividad digital sea una “fuente de elusión tributaria”.

“Vamos a regular la fiscalidad para evitar los entornos digitales como fuente de elusión tributaria”, dijo Mariano Rajoy, quien incidió en que desde el ejecutivo que preside “no vamos a consentir que se alteren las reglas de competencia entre los nuevos negocios digitales y los tradicionales”. Así, aseguró, “se pagarán impuestos en España, sea donde sea su domicilio, por las actividades y beneficios que reciben en España y no en Luxemburgo”.

“La revolución digital”, sentenció el jefe del Ejecutivo español, “crea nuevos empleos”, tras subrayar que lo digital es, hoy por hoy, y muy en particular para las generaciones más jóvenes a las puertas de su primer empleo, “un reto y una oportunidad”.

El anuncio lo hace Rajoy un día después de que el Consejo de Ministros acordara la creación de un grupo de trabajo, en el que participan nueve ministerios, que elaborará un plan para impulsar la transformación digital de la economía española, la mejora de la competitividad y el crecimiento económico.

El ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital, Álvaro Nadal, manifestó en la rueda de prensa posterior a la reunión del Gobierno que el Ejecutivo quiere que España sea un actor importante en la revolución digital que se está produciendo y que en el futuro servirá para mejorar el bienestar de los ciudadanos. En este punto, recordó que “la Comisión Europea ha previsto que, hasta 2020, la creación del mercado único digital supondrá un impacto de 415.000 millones de euros en el Producto Interior Bruto europeo”.

Nadal destacó que España tiene la red de fibra óptica más extensa de toda Europa y eso le va a permitir liderar también la tecnología 5G: “Si la fibra óptica nos lleva a la sociedad del gigabit en redes fijas, el 5G nos va a llevar la sociedad del gigabit en redes móviles”.

El ministro subrayó que España cuenta con un mercado de telecomunicaciones muy competitivo, un marco regulatorio que ha permitido invertir mucho y financiación pública -incluidos fondos comunitarios-, lo que ha permitido su extensión: “España ahora mismo tiene el 76,1% de su población cubierta por redes fijas de última generación, esto en Europa no lo tiene nadie”.

Álvaro Nadal resaltó asimismo que el sector público ha liderado la utilización de la Administración digital: “La capacidad de interacción del ciudadano con las administraciones públicas a todos los niveles, a través de los sistemas digitales, es amplísima”. A juicio del ministro, el futuro digital de España es esperanzador porque contamos con personal muy cualificado en tecnologías, ingenierías, matemáticas y ciencias.

Sin embargo, reconoció que existen carencias: tenemos más problemas que otros países para financiarnos, la población utiliza el comercio electrónico menos que la mayoría de los países europeos y el número de usuarios de Internet también está por debajo de la media.

Con el fin de superar esas carencias, el Gobierno ha identificado cuatro áreas de trabajo. El grupo aprobado coordinará la labor que ya están realizando todos los ministerios y buscará sinergias presupuestarias para impulsar la política digital en todos los ámbitos.

El primer paso es seguir avanzando en las infraestructuras -redes fijas, móviles, 5G- y en las tecnologías habilitadoras, que son aquellas que tienen muchas aplicaciones en todos los sectores, como la robótica, la inteligencia artificial, el ‘big data’ y el lenguaje natural.

En segundo lugar, hay que mejorar el emprendimiento y el acceso a la financiación: “Necesitamos no solo que el conjunto de los sectores económicos de nuestro país participe en la revolución industrial, sino meter más digitalización al turismo, la industria, la agricultura, la ganadería, el comercio minorista, y también tenemos que tener una industria digital más fuerte”, según Nadal.

El tercer ámbito sería el del talento y las competencias. Nadal apostó por introducir en el ámbito educativo, desde Primaria hasta las últimas etapas, la formación en nuevas tecnologías: “Todo el mundo tiene que ir familiarizándose con la robótica, los algoritmos, los procesos de programación, los sistemas de procesos y el conocimiento del manejo de datos. Eso va a estar en todas y en cada una de las profesiones de nuestro país”.

Por último, señaló la necesidad de reforzar la seguridad y la confianza: “La ciberseguridad es al mundo digital lo que el gran trabajo que hacen las fuerzas y cuerpos de seguridad al mundo analógico”. En este aspecto, ha afirmado que España es un país muy reputado a nivel internacional en ciberseguridad, campo en el que se está realizando un gran esfuerzo.

Luis Miguel Belda
Director de Comunicación en la Universidad a Distancia de Madrid (UDIMA) y Redactor jefe en TodoStartups

Dejar respuesta