Impulse to Grow prevé crear cien empleos con su programa de aceleración para spin-offs de universidades

La asesora de compañías tecnológicas Impulse to Grow, especializada en operaciones corporativas y procesos de búsqueda de financiación, lanza la primera edición de “Get Impulse”, un programa de aceleración que acogerá decenas de spin-offs del sector deep tech.

Con esta acción, que promoverá la generación de descubrimientos e innovaciones de índole tecnológica desde la universidad misma, la compañía prevé generar un centenar de empleos directos de alta cualificación durante 2021, según afirma en una nota.

Impulse to Grow parte de la experiencia de 10 años asesorando e impulsando startups y de 6 ediciones presenciales de preaceleración bajo el paraguas de Barcelona Activa, de las cuales han nacido startups como Mitiga, Amalfi Analytics, Qbeast, Proppos o Satellio, entre otras. La nueva edición será la primera en celebrarse online y focalizada en spin-offs de universidades de toda España. Comenzará el 26 de noviembre y culminará con un Demo Day a finales de marzo.

Bajo el nuevo contexto socioeconómico marcado por el coronavirus, Get Impulse contará también con un vehículo propio de inversión para spin-offs, Grow Venture Partners. “Este año es más necesario que nunca ofrecer apoyo a todas aquellas iniciativas que puedan generar valor y crear empleo de calidad en nuestra economía”, explica Francisco Badia, cofundador y director de Impulse to Grow.

Desde Grow Venture Parners ya se han realizado cuatro desinversiones, entre las que destaca Signaturit, la startup internacional de firmas telemáticas y Signadyne, spin-off del ICFO vendida al gigante estadounidense Keysight, sucesora de la multinacional Hewlett-Packard.

“España se encuentra entre los diez países del mundo con mayor número de artículos científicos publicados. Sin embargo, hay un déficit en la creación de nuevas empresas deep tech. Este programa y el fondo que estamos cerrando es nuestra aportación para dar solución al problema y cambiar el modelo económico de nuestro país”, recalca Badia.

Dirigida por Mireia Mir y Francisco Badia, Impulse to Grow asesora a inversores y emprendedores en sus estrategias y toma de decisiones frente a la inversión pública y privada. Para ello, la compañía trabajará con las organizaciones seleccionadas en Get Impulse para ordenar y definir cada proyecto hacia un marco de negocio atractivo para el inversor. Además, también desarrollará un proceso de formación para permitir al investigador convertirse en empresario.

En los 3 últimos años, Impulse to Grow ha acelerado 60 proyectos deep tech, de los cuales el 80% han creado una empresa, el 70% han recibido financiación privada y el 40% han levantado rondas de inversión de más de 200.000 euros.