Marta García Aller: “Al fabricante ya no le tenemos que exigir objetos, sino servicios”

Innovación o transformación digital, conceptos de los que se habla y mucho de un tiempo a esta parte y que ya no se vinculan necesariamente con el futuro, sino con el presente más próximo, pues el presente del minuto siguiente convierte casi en la antigüedad el minuto anterior. Marta García Aller, periodista y escritora, pone al día al lector en torno a este presente-futuro en su ensayo ‘El fin del mundo tal y como lo conocemos’, que acaba de lanzar Planeta al mercado editorial.

García Aller, en una entrevista concedida a UDIMA Media, la unidad audiovisual de la Universidad a Distancia de Madrid (UDIMA) -propietaria de TodoStartups- y que dirige el también redactor jefe de este periódico, Luis Miguel Belda, asocia el concepto de innovación “a gastos de recursos materiales”, lo que a su juicio “sería tener una mentalidad del siglo XX”.

En este sentido, afirma, “en el nuevo siglo hay que asociar más la renovación al uso” que a la propiedad del objeto en sí mismo. “A los fabricantes del futuro, del presente”, explica en el transcurso de la entrevista, “ya no les tenemos que exigir objetos, sino servicios”. “No quiero un frigorífico, apunta, “quiero contratar un servicio, algo que me enfríe los alimentos y que me conecte con el proveedor de ese alimento”.

En este nuevo escenario, sostiene, “el objeto pasa a ser secundario, yo contrato la movilidad no compro un coche”, otro ejemplo de por dónde van las tendencias. García Aller se resiste a un frigorífico o un vehículo que dure 20 años, “porque seguramente en cinco años se habrá creado algo que es mucho mejor y algo mejor para el planeta”.

También habla de la comunicación a partir de la revolución digital, pero advierte que, aunque “nos comunicamos más que nunca, y mucho con los que están más lejos, estamos dejando de mirar a los ojos a las personas que tenemos enfrente”. “Algunos expertos hablan del fin de la conversación, que es algo sobre lo que debemos reflexionar”, enjuicia.