Drivy Open, tecnología que abre coches particulares con el móvil, llega a Madrid

drivy
Fotografía: Drivy

Drivy, la plataforma de alquiler de coches particulares, lanza en Madrid Drivy Open, una nueva tecnología que permite abrir el coche con el móvil, totalmente destinada a proporcionar más flexibilidad al servicio de alquiler entre particulares.

Después de más de dos años en inversión en I+D y la puesta en marcha del servicio en París y Berlín, ya ha empezado la instalación de este sistema en vehículos en España, primero en Barcelona, donde se lanzó el mes de julio, y ahora en Madrid, donde los primeros 20 coches ya cuentan con esta tecnología, y una veintena más dispondrán de la instalación en las próximas semanas, según informa la empresa en un comunicado.

drivy-3

La instalación de la misma irá a cargo de Drivy de forma totalmente gratuita para los propietarios de la plataforma, y con la colaboración de los talleres Midas.

“Drivy Open supone una alternativa cómoda, cercana y segura para contar con un vehículo de alquiler al instante, sin esperas, ya sea para usarlo por Madrid como para hacer una escapada a la sierra o desplazarse hasta otra localidad cercana si el usuario así lo desea”, explica Jaume Suñol, Country Manager de Drivy en España.

Drivy ya cuenta con un total de 500 coches con este sistema en varias ciudades de Francia y Alemania, y ahora en España, en Madrid y Barcelona, y ha realizado más de 9.000 alquileres con Drivy Open.

¿Cómo funciona? La reserva se hace de manera habitual: el conductor realiza solicitudes de alquiler a los coches que más le interesen, y estos pueden aceptarlas o rechazarlas, y también interactuar mediante el sistema de mensajería interno para conocer los detalles del alquiler. Cuando un propietario Drivy Open acepta, Drivy revisa la documentación del conductor, y el propietario facilita a éste una franja horaria de acceso a su vehículo mediante la aplicación.

Una hora antes del inicio de esa franja, el conductor puede ver la localización del coche, y después de abrir el vehículo con la app, puede utilizar el coche de manera habitual, con las llaves, durante todo el alquiler. Cuando acaba el alquiler, la aplicación vuelve a guiar al conductor con una serie de pasos a seguir, pide que revise el interior del vehículo y que deje las llaves dentro, y así, éste puede dejar el coche cerrado con su smartphone y preparado para el siguiente uso.

El objetivo de Drivy Open es aportar flexibilidad a los conductores, ya que ya no han de depender de los horarios de disponibilidad de los propietarios. La aplicación permite que el viaje pueda comenzar en 5 minutos, mejorando así la experiencia del usuario. Además, el sistema permite a los propietarios alquilar su coche incluso cuando no están en la ciudad. Con Drivy Open, los propietarios reciben un 30% más de alquileres, por lo que también pueden ganar más dinero alquilando su coche particular.

Luis Miguel Belda
Director de Comunicación en la Universidad a Distancia de Madrid (UDIMA) y Redactor jefe en TodoStartups