Facebook detiene el proyecto Instagram Kids y trabaja en herramientas de control parental

El nuevo proyecto de Facebook que tenía como objetivo el crear un Instagram enfocado sólo a niños menores de 13 años se ha paralizado para centrarse en mejorar las herramientas de control parental.

La decisión de la paralización de este nuevo Instagram Kids, como se ha llamado, se ha producido en el medio de una polémica que se había producido al respecto. 

Y es que en un principio se había dicho que Instagram Kids requería el permiso de los padres para unirse, y se suponía que debía proporcionar contenido apropiado para la edad y sin publicidad, pero los legisladores y grupos de defensa de Estados Unidos han pedido al gigante de las redes sociales que abandone sus planes de lanzamiento, basándose en algunas preocupaciones de seguridad, según han indicado desde Reuters.

Instagram ha informado en un comunicado en su blog oficial que desarrollar Instagram Kids era lo correcto, pero que habían decidido poner en pausa el proyecto pero que seguirían trabajando en el desarrollo de las herramientas de control parental.

Adam Mosseri, director de Instagram, ha señalado en el comunicado antes mencionado que “comenzamos este proyecto para abordar un problema importante que se observa en nuestra industria: los niños están consiguiendo teléfonos cada vez más jóvenes, tergiversando su edad y descargando apps destinadas a los mayores de 13 años”.

A pesar de que desde Instagram consideran que es importante desarrollar esta experiencia, han decidido detener el proyecto y esto “nos dará tiempo para trabajar con padres, expertos, legisladores y reguladores, escuchar sus preocupaciones y demostrar el valor y la importancia de esta iniciativa para los adolescentes más jóvenes”.

Del mismo modo, Instagram ha reconocido que “los niños ya están online y creemos que desarrollar experiencias apropiadas para su edad diseñadas específicamente para ellos es mucho mejor para los padres que donde estamos hoy”.

Asimismo, han recordado que otras plataformas como Youtube y TikTok tienen versiones de sus apps para los menores de 13 años. Por lo que ellos quieren seguir el ejemplo pero con la intención de que estos usuarios tengan que tener el permiso de sus padres para unirse, además de no tener anuncios y tendrá contenido y funciones apropiados para su edad, mientras que los padres podrán supervisar y vigilar lo que hagan sus hijos en Instagram Kids.

Desde Instagram también han mencionado el nuevo informe que ha dado que hablar publicado por Wall Street Journal sobre las experiencias de los adolescentes en Instagram asegurando que “no estoy de acuerdo con cómo el periódico ha informado sobre nuestra investigación”.

A principios de mes, Wall Street Journal publicó un informe que se centró en datos que sugerían que Instagram tenía un efecto dañino en los adolescentes, especialmente entre las chicas, y que Facebook había hecho un esfuerzo mínimo para abordar el problema. Por su parte, Facebook indicó el domingo pasado que el informe no es exacto.

Hay que recordar que en 2017, Facebook lanzó una app independiente, Messenger Kids, que iba destinada a niños menores de 13 años y que está controlada por sus padres.