Éxodo ‘cloud’: el virus empuja a migrar datos y ‘backups’ a la nube

estudio backup cloud veeam protección datos

La tecnología cloud o en la nube está liderando uno de los cambios de paradigma que atraviesa el sector de las Tecnologías de la Información (TI). La pandemia nos ha empujado al espacio virtual, lo que conlleva nuevas necesidades en seguridad y gobernanza sobre nuestros datos. Para ello la transformación digital es esencial, según dice el 75% de 3.000 directivos encuestados en el estudio elaborado por la empresa VEEAM.

Proveedor de soluciones backup (copias de seguridad) y gestión en la nube, ha elaborado el Informe sobre protección de datos 2021. Un análisis de las tendencias del sector TI en 28 países y los retos de las empresas en la incertidumbre post COVID-19. Ayuda a comprender cómo enfocan las empresas la protección y gestión de sus datos. Y advierte: el 21% de los servidores sufrirán al menos una interrupción no planificada este año.

En España y Portugal los líderes participantes reconocen que la pandemia ha tenido un gran efecto a la hora de potenciar esa transformación digital: el 60% de las empresas tienen la estrategia parcial o totalmente en servicios cloud. Y casi la mitad acelerará este año 2021 el uso de SaaS (software como servicio): Office 365, apps funcionales para el delivery del servicio en cloud… Aunque hay un 54% que empleará un sistema híbrido.

Mejorar la fiabilidad en ‘cloud’

El 95% de las empresas sufren interrupciones de sistemas no programadas. Una interrupción del servicio dura de media unos 94 minutos en España, frente a la media internacional de 79. Una diferencia que, según Jorge Vázquez (country manager de Veeam Iberia) puede deberse al sistema tradicional del “segmento grande del mercado”.

Es decir, las grandes marcas (bancos, empresas de telecomunicaciones) han usado infraestructuras “muy tradicionales”. Esto implica “pesados” tiempos de manejo y “dramáticos” impactos en la infraestructura cuando hay un fallo. Por ello se está acelerando la adopción del backup en la nube, en funcionalidades importantes como la facturación. Todo ello está “agilizando y haciendo más moderno, pero más complejo” el entorno, señala.

Como las organizaciones adoptan servicios modernos a un ritmo rápido, los sistemas tradicionales no pueden mantenerse a la altura. Los responsables de TI quieren resultados inmediatos para resolver sus necesidades de protección de datos más críticas. Principalmente mejorar la fiabilidad de los backups (34%; 36% en España), mejorar el ROI -retorno de inversión- (29%), reducir costes de hardware (29%), reducir la complejidad de sus procesos (27%) y para migrar hacia la protección de datos en cloud (28%).

Por otro lado, Vázquez afirma que la “parte baja” del mercado -marcas más pequeñas- es “ancha”, pero los presupuestos para informática en general “han sido muy bajos”. Esto ha llevado a que la capacidad de respuesta ante una pérdida de datos sea muy lenta en España. ·Ahora esto nos lleva a que todos los fabricantes del sector notemos un crecimiento importante, la digitalización nos está empujando bastante”, comenta.

Brechas digitales

Lo cierto es que el coronavirus ha intensificado la transformación digital del TI, a través de esa migración a la nube, pero también las barreras para lograrlo. El 89% de las empresas respondieron que sus iniciativas de digitalización tienen varios impedimentos: mantener las operaciones durante la pandemia (53%); la dependencia de esos sistemas tradicionales (58%); y que el personal carece de destrezas TI (46%) son algunos de los más señalados.

Un 73% perciben una “brecha de disponibilidad” entre lo rápido que pueden recuperar las aplicaciones y lo rápido que deberían hacerlo. Y un porcentaje similar presenta una “brecha de protección” entre la frecuencia con la que se hace backup de los datos frente a la cantidad de datos que se puede permitir perder en caso de interrupción del sistema.

Además, VEEAM recuerda que el 36% de todos los backups fallan y el 37% de todos los trabajos de restauración, también. Eso implica aproximadamente un 60% fallos en la recuperación de datos. ¿Pueden las empresas asumir la recuperación de sus datos críticos sólo la mitad de las veces?, preguntan los autores del informe.

Frente al sistema de “castillos de copias” en discos y cintas, el de VEEAM apuesta por su sistema secure backup: “certificamos que una copia va a funcionar (al hacerla)”. “No restauramos nada, simplemente comprobamos que funciona. Es casi una obsesión que hemos tenido desde el principio. Podemos desplegar en otra plataforma de virtualización o un servidor físico y cargar esa copia. Esas son las capacidades avanzadas que ofrecemos”.