Mejora los ingresos de tu ecommerce

La gestión de precios es una tarea monótona y aburrida, que si no se realiza adecuadamente y con regularidad puede provocar que tu negocio sufra pérdidas sin que te des cuenta. Por eso, es recomendable que los vendedores utilicen herramientas de seguimiento de precios para que esta tarea se realice de forma automática y exacta. En el artículo de hoy veremos cómo hacer un análisis competitivo de pricing con netRivals y aumentar tus ventas e ingresos.

Internet facilita la comparación de precios, por lo que el usuario realizará una búsqueda antes de comprar y escogerá el artículo que ofrezca el precio más competitivo y las mejores condiciones de entrega.

Si tienes un ecommerce, deberás hacer un seguimiento de los precios de tus competidores para asegurarte de no poner precios extremadamente caros o baratos. Aunque se trata de una tarea lenta, hoy en día se puede hacer de forma automática mediante una herramienta de Dynamic Pricing.

¿Qué es el Dynamic Pricing?

Es un sistema de repricing que adapta el precio de tus productos automáticamente siguiendo una serie de parámetros predefinidos.

Se trata de un proceso de automatización de precios que garantiza que tus precios sean más bajos que el de la competencia. Es necesario que tengas muy claro qué estrategia de precios quieres seguir:

  1. El producto más barato: se trata de fijar siempre un precio inferior al de la competencia, siempre y cuando el margen de beneficios lo permita. Por ejemplo, si estableces que tus precios sean siempre 1 € más bajos que el de tus competidores, no te hará falta estar comprobando a todo momento el precio de los demás vendedores porque la herramienta se encargará automáticamente de bajar el precio de tus productos siempre según el de la competencia.
  2. El producto más caro: si quieres incrementar tus beneficios, puedes seguir una estrategia que te permita cobrar siempre un poco más que tus competidores. Para que esta estrategia funcione, deberás estar en una posición privilegiada en el mercado. Es decir, tu marca deberá ser conocida a punto de que el usuario prefiera pagar un poco más por tus productos.
  3. Más caro o más barato según el competidor: esta estrategia consiste en fijar precios según nuestra posición en el mercado y la relevancia que tenga la competencia.

Ventajas del Dynamic Pricing

La ventaja principal que ofrece es que te permitirá aumentar tus ingresos, porque los precios de tus productos siempre serán más competitivos que el de la competencia. De este modo, tienes más probabilidades de vender un artículo que tu competidor. También contribuye a que haya un equilibrio de precios, de forma que evitas ser excesivamente caro o barato.

Otra ventaja es que te permitirá aprovechar mejor las oportunidades del mercado, por ejemplo; si la competencia agota su stock, la demanda sube y deberás aumentar tus precios.

Por último, con esta herramienta te aseguras de garantizar unos márgenes mínimos de venta. El sistema siempre tiene en cuenta tus márgenes de ganancias. De esa forma, detecta inconsistencias en tu estrategia de precios y evita que sufras pérdidas.