Amazon se suma a los despidos masivos y dirá adiós a 18.000 empleados

Rate this post

El gigante del ecommerce Amazon se suma a las grandes tecnológicas que están despidiendo a buena parte de su plantilla. Y es que la compañía fundada por Jeff Bezos planea despedir a 18.000 trabajadores, sobre todo de la sección de recursos humanos y de tiendas. 

Así lo ha afirmado el CEO Andy Jassy en un memorando publicado en la web. En concreto, el ejecutivo ha señalado que “las empresas que duran mucho tiempo pasan por distintas fases”, añadiendo que “no están en modo de expansión de personas todos los años”.

Amazon, al igual que otras empresas tecnológicas, tuvieron que aumentar su número de empleados al producirse una gran demanda durante la pandemia por el coronavirus. Una vez pasada esta situación de alerta sanitarias, las cosas han vuelto a la normalidad y ahora no hay tanta demanda de empresas tecnológicas ni de venta online, por lo que estas grandes empresas se tienen que enfrentar a despidos masivos, como ocurrió con Facebook o Twitter.

En su memorando, Jassy ha indicado que los ejecutivos de Amazon se reunieron hace poco para determinar cómo reducir la empresa y priorizar “lo que más importa a los clientes y la salud a largo plazo de nuestros negocios”.

“La revisión de este año ha sido más difícil dada la incertidumbre económica y que hemos contratado rápidamente en los últimos años”.

Los despidos que se van a producir en Amazon ayudarán a la compañía a buscar oportunidades a largo plazo con una estructura de gastos más sólida. 

Según Jassy, los recortes han sido una decisión difícil y ha aseverado que está “profundamente consciente de que estas eliminaciones de roles son difíciles para personas y no tomamos estas decisiones a la ligera ni subestimamos cuánto podría afectar las vidas de aquellos que se ven afectados”.

El ejecutivo ha informado además de que la empresa empezará a informar sobre los despidos a los trabajadores a partir del 18 de enero.

El negocio de Amazon creció bastante durante la pandemia debido al alza del comercio electrónico durante las restricciones de los gobiernos para evitar el contagio del coronavirus. 

Pero este año, las cosas han vuelto a la normalidad y con ellas, las compras tradicionales han vuelto a sus días anteriores. A esto hay que sumar el problema de la inflación que ha reducido drásticamente la demanda de los consumidores.

En octubre, Amazon decepcionó a Wall Street con un pronóstico de temporada navideña que lamentablemente no cumplió con las expectativas de los analistas, lo que supuso una caída del valor de sus acciones.

Otras empresas tecnológicas han tenido que hacer estos cambios en su plantilla, incluída Meta, la empresa matriz de Facebook, Instagram y WhatsApp, que anunciaba hace unas semanas el despido de 11.000 trabajadores, el mayor en la historia de la empresa.

Por su parte, Twitter también ha hecho recortes en la plantilla, pero ha sido a raíz de la llegada de Elon Musk a la compañía.

Periodista y Filóloga. Dos áreas que se dan de la mano para informar de la actualidad emprendedora y tecnológica.