Musk abandona Twitter al dudar que tenga algo de bueno

Elon Musk, cortesía de Twitter.

El director ejecutivo de Tesla, Elon Musk, que se ha caracterizado siempre por su afición por la red social Twitter, que le ha granjeado todo tipo de críticas y comentarios, ha decidido dejar otra vez esta red social de una vez por todas al dudar que Twitter tenga algo “bueno”.

Así lo ha indicado el propio Musk en su último tuit oficial en el que decía “no estoy seguro de lo bueno de Twitter”, añadiendo que “Reddit todavía se ve bien” antes de decir que “me desconecto”.

El multimillonario siempre se ha caracterizado por utilizar Twitter de muchas maneras, no sólo para comentar y anunciar novedades de sus empresas, tanto Tesla como SpaceX, sino también para criticar o incluso bromear sobre diferentes temas de interés o de actualidad. 

Según indica Reuters, Musk ha sido acusado por la agencia que controla la Bolsa de Estados Unidos de utilizar sus tuits para inducir a error a los inversores e influir sobre el precio de las acciones de Tesla.

En concreto, el enfrentamiento que tuvo Musk con este organismo empezó en agosto de 2018 cuando el ejecutivo aseguró tener la financiación necesaria para poder sacar a Tesla de la Bolsa, lo que supuso una subida considerable del valor de sus acciones, haciendo perder mucho dinero a los inversores que apostaron por el colapso de la compañía.

En ese momento, y después de algunas negociaciones, llegaron a un acuerdo amistoso en octubre de 2018, pero poco tiempo después Musk se volvió a meter de lleno en el ojo del huracán y describió a esta agencia como la “comisión de enriquecimiento de especuladores” en su perfil de Twitter.

Pero el idilio entre Musk y Twitter ha continuado a lo largo de este año también. Y es que hace sólo unos meses, el ejecutivo volvió a tuitear datos sobre la cantidad de automóviles que produciría Tesla en 2019. En ese momento, Musk llegó a un acuerdo con el mismo organismo en el que el ejecutivo aceptaba que se validarían todos sus mensajes relacionados con el fabricante de vehículos eléctricos antes de su publicación.

Aún así, Musk ha continuado utilizando Twitter de una manera un poco controvertida, que le ha valido incluso una denuncia por parte del espeleólogo británico a quien Musk describió como un pedófilo en Twitter. En concreto, Musk insultó a este espeleólogo tras el comentario que éste hizo sobre el anuncio del ejecutivo de mandar un submarino en miniatura para ayudar a rescatar a los 12 jóvenes atrapados en una cueva por la crecida de las aguas. En ese momento, el científico destacó que Musk estaba utilizando este asunto como “truco publicitario”, lo que supuso el enfado del ejecutivo de Tesla que calificó a este espeleólogo de pedófilo.

Tras este conflicto, Musk decidió disculparse y borró todos los mensajes ofensivos. 

Por lo tanto, el idilio de Musk y Twitter parece que ha llegado a su fin, al menos de momento, tras su decisión de salirse de la red social de una vez por todas.

 

Ana Lacasa
Periodista y Filóloga. Dos áreas que se dan de la mano para informar de la actualidad emprendedora y tecnológica.