¿Cómo realizar un buen plan de negocio?

¿Cómo realizar un buen plan de negocio?

La base de todo inicio empresarial. la inversión en favor de una rentabilidad. Un estudio concienzudo nos puede permitir conocer cosas tan importantes como los costes y gastos de su actividad, así como la inversión inicial necesaria y su financiación.

Hay que diferenciar entre negocios tradicionales y los innovadores. En los primeros suelen haber datos comparativos de fácil acceso para hacer comparativas, sin embargo, en los segundos, el estudio es más laborioso e incierto. De todas maneras es más que recomendable dedicar gran parte del tiempo de trabajo inicial al estudio del mercado, a recopilar la mayor parte de los datos.

Un proyecto con mucha incertidumbre respecto a las ventas puede ser asumible si el punto muerto es bajo (en otras palabras el riesgo es grande pero la pérdida es pequeña). El riesgo suele ser directamente proporcional al beneficio resultante. Pero los riesgos se pueden aminorar con un mayor control/información y con un estudio de mercado de la competencia, aciertos y errores.

¿Cómo es un plan de negocio? ¿Qué contiene y cómo se desarrolla?

Una explicación de la idea

Una presentación del equipo que forma el proyecto

Un análisis del mercado, con enfoque en los clientes y los competidores

Un estudio de la normativa vigente

Una descripción del modelo de empresa a desarrollar

Una estimación financiera con ingresos, gastos e inversión

El principal destinatario de un buen plan de negocio es el emprendedor, normalmente un plan de negocio ha de realizarlo uno mismo con el asesoramiento de un profesional. No se puede dejar en manos de un “externo” la totalidad del estudio. El plan de empresa es una fuente muy útil de aprendizaje. Permite anticipar problemas.

Otra utilidad muy destacada que se logra con la elaboración del plan de negocio es la posibilidad de que éste sirva como carta de presentación para posibles inversores.

De todas formas no hay que perder la perspectiva de que el plan de empresa de ser un documento visionario, pero no tiene porqué ser definitivo. Cuando finalmente se pone en marcha el negocio, el plan puede haber sido poco “fiel” al resultado. Siempre existen imprevistos que pueden desarticular nuestro plan de negocio, pero recuerda que sin plan de negocio, son todo imprevistos.

Director de comunicación, especialista en estrategias y operaciones. Me dedico a asesorar a autónomos y pequeños empresarios en Asesores Low Cost, intentando resolver necesidades, potenciar aptitudes y marcar el camino del éxito de quién lo necesite