Google prueba un servicio de coche compartido para ir al trabajo

Google prueba un servicio de coche compartido para ir al trabajo

Compartir coche para ir a trabajar. Ese es el objetivo del nuevo servicio que ha puesto en marcha Google en Israel a través de su aplicación de navegación Waze. Se trata del servicio denominado RideWith, que está en la fase de programa piloto y que pretende unir a conductores y pasajeros que hacen la misma ruta para que compartan el vehículo.

Ahora bien, Google está siendo previsora y con este programa piloto está estableciendo una serie de limitaciones, para así no encontrarse con las mismas dificultades que está sufriendo Uber.

Según indica The Wall Street Journal, Waze pondrá limitaciones en la capacidad de los conductores a la hora de generar ingresos, ya que sólo podrán contactar con pasajeros que hagan la misma ruta y estableciendo la actividad a tan sólo dos viajes al día. Es decir, los conductores sólo podrán recoger a pasajeros que salgan de su lugar de origen, concretamente el barrio donde se encuentren, y se dirijan a las zonas donde éste esté trabajando.

Por el momento, sólo se trata de una prueba que se está desarrollando en el área metropolitana de Tel Aviv.