Autónomos: la “mejor inversión de futuro” del mercado laboral español

Tomás Burgos, secretario de Seguridad Social, durante su intervención en la clausura del III Foto de Emprendedores y Autónomos organizado por ATA. |FOTOGRAFÍAS: Marta Peiro

“España necesita más autónomos, más emprendedores, con mayor dimensión y capacidad de internacionalización”. Con estas palabras clausuró este martes Tomás Burgos, secretario general de Seguridad Social, el III Foro de Emprendedores y Autónomos organizado por la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos en el hotel Meliá Castilla.

En una intervención que duró poco más de media hora, Burgos recordó la importancia del colectivo de trabajadores por cuenta ajena. Este, valoró, “cuenta con más de 3.246.000 personas activas en alta” tras haberse “recuperado más de 299.000 afiliados al sistema de Seguridad Social” de los estragos de la crisis con un crecimiento de afiliación del 37% en los primeros cuatro meses del año.

Ello sin olvidar que los autónomos “contratan a más de 900.000 asalariados”. “Autónomo es igual a empleo, por cuenta propia y ajena y empleo a su cargo. El empleo autónomo se ocupa de dar trabajo a 4.100.000 personas en nuestro país”, concretó. Por ello, declaró, “los autónomos miran por España y España debe mirarse en ellos desde el reconocimiento al empuje, la confianza, el trabajo y la iniciativa que definen su labor. Preocuparse por los autónomos es preocuparse por el futuro de España”.

Al número creciente de trabajadores por cuenta ajena en el mercado nacional se le suma una “evidente transformación del emprendimiento” en el mismo.  Según Burgos, “hoy cualquier persona con talento tiene acceso a elementos necesarios para un emprendimiento exitoso, como el capital, los mercados, los medios y la tecnología, que antes solo eran accesibles para las grandes corporaciones”. Dichos elementos, analizó, conllevan el “redescubrimiento del papel renovado e innovador del empresario, emprendedor y autónomo”.

Estos profesionales deberían, según el secretario general de Seguridad Social, “modular mejor su aportación y adaptarla a sus posibilidades ciertas, pues es positivo para ellos que su protección social esté firmemente asegurada”. En datos, Burgos aseguró que la recaudación financia “solo el 63% del gasto en prestaciones del régimen de autónomos”. Según dijo, este incorpora “algo más del 17% del conjunto de afiliados a la Seguridad Social pero representa más del 20%”, y sus cotizaciones “representan poco más del 10%”. Por ello, les recordó que estas “representan una inversión de futuro y permiten las mejoras en la protección social del colectivo”.

A pesar de admitir que sus gastos superan a sus ingresos, recordó que “sus bases medias de cotización están un 38% por debajo de las bases medias del régimen general”. Es decir, explicó, “además de cotizar por bases más bajas, ya que el 85% de los afiliados del RETA cotizan por la base mínima, cotizan menos años”. Por último, concretó, más del 70% de las pensiones del último año “cotizaron 35 o más años a la jubilación. En autónomos representan el 60%”.

El sistema de Seguridad Social, basado en pensiones mínimas con complementos, “funciona y es adecuado para garantizar sus prestaciones. Es eficiente, solidario y flexible pero estable”, defendió. Según Burgos, se trata de un “modelo de amplia cobertura y bajo coste operativo”. A nivel europeo, afirmó que es uno de los marcos de protección más avanzados. Gracias a este y al RETA, especificó que “más de 1.227000 afiliados tendrán un incremento de 1,6% como pensionistas, y más de 722.000 verán incrementadas sus pensiones en un 3%”. Por ello, “seguirá siendo el instrumento redistributivo más importante“, apostó.

En sus esfuerzos por mejorar el sistema, Burgos afirmó que “se está procurando que los trámites sean de fácil ejecución” gracias a la digitalización. Apoyándose en los nuevos recursos digitales, expuso, “todos los autónomos utilizarán el sistema red”, por donde se realizan el 72% de los trámites. Además, añadió, “2 millones de autónomos reciben comunicaciones por el móvil y hay 17 servicios online disponibles para hacer gestiones íntegramente en sede electrónica”. Esto supone, admitió, un “enorme salto digital”, que aporta “facilidad, ahorro, respuesta inmediata y seguridad jurídica”.

Además de estas mejoras, Burgos expresó la preocupación del Ejecutivo por “apoyar el emprendimiento y a los nuevos autónomos”. Ellos, dijo, son “la mejor inversión de futuro ya que han sido la gran palanca de cambio que ha iniciado la recuperación económica”. Por ello, recordó medidas como la tarifa plana de 50€. Según concretó, esta ha sido aprovechada por más de 1.470.000 personas, y por eso se ha extendido su validez de 6 meses a 1 año. Ha permitido, señaló también, que “más de 162.000 personas hayan comenzado un proyecto por cuenta propia”.

El objetivo, destacó, es “crear empleo de calidad y que el emprendimiento llegue a cada rincón de nuestro país”. Esto se persigue con la inversión de “casi 890 millones de euros en 2018″ y los “grandes acuerdos realizados con el compromiso, reafirmado cada día, del Gobierno y las administraciones”.