Destacan la importancia de la mediación para resolver conflictos en la empresa familiar

Destacan la importancia de la mediación para resolver conflictos en la empresa familiar

Dentro de una empresa familiar pueden surgir algunos conflictos y una buena manera de solucionarlos es utilizando la mediación, una fórmula que trabaja en las diferencias que han surgido en la compañía a través de un buen encaje entre razón y emoción, ayudando a la resolución de estos problemas y a llegar a un acuerdo que satisfaga a ambas partes.

Y eso es lo que precisamente ofrece la Fundación ATYME, que cuenta con 25 años de experiencia y que acaba de abrir una nueva delegación en Valencia, y que no es otra que la labor de apoyar a la sociedad promoviendo el uso y desarrollo de la mediación, que es uno de los caminos donde se puede encontrar la mejor respuesta a diversas disputas fuera del ámbito de los tribunales de justicia y en sectores como el de la empresa familiar es algo necesario y preciso.

De hecho, la delegada y mediadora de la Fundación ATYME en Valencia, Luisa Giménez, ha destacado en su presentación que “entre los factores de éxito de la empresa familiar está en el entendimiento familiar y es aquí, en los momentos en los que dicho entendimiento se ve más resentido, donde la mediación ayuda a su restablecimiento”.

Gracias a la mediación, las partes afectadas pueden organizarse libremente. Se trata de un mecanismo de resolución de conflictos que se basa en la intervención profesional de un mediador neutral cuya finalidad consiste en favorecer que las partes modifiquen sus posiciones de enfrentamiento para buscar soluciones pacíficas, todo ello, sin renunciar a la justicia ordinaria.

La directora de la Fundación, Trinidad Bernal, ha afirmado que el objetivo de esta organización es “cuidar a las personas y darles la confianza que buscan y eso se consigue con una mediación consolidada, con investigación y estructura por fases hasta conseguir los acuerdos necesarios”.

Durante la presentación de la nueva delegación también informaron de los resultados del acompañamiento mediador de ATYME que se han llevado a cabo en 2014 y en que se trabajó en casi 300 situaciones conflictivas. En un 82% de los casos que inician el proceso de mediación logran alcanzar acuerdos, el 92% mantienen los acuerdos con el paso del tiempo, y el 95% de las personas que usa esta herramienta dicen estar muy satisfechos con su participación y los resultados obtenidos.

Asimismo, resaltan que la conflictividad y los sentimientos negativos disminuyen en más del 80%.

No hay comentarios

Dejar respuesta