Kerb, el mercado colaborativo de las plazas de parking: aparca o alquila la tuya

Esta app tiene como destinatarios los particulares, pero también los centros comerciales, aparcamientos públicos, hoteles, estadios…  Kerb acaba de ‘aparcar’ en Madrid y Barcelona para abrir el mercado colaborativo de las plazas de parking en las grandes urbes. Como conductor puedes ahorrar tiempo y gasolina destinados a encontrar un hueco o parking barato. Como propietario puedes hacer dinero prestando tu espacio cuando queda libre. Y no sólo sirve para coches y motos, hay incluso para barcos y helicópteros.

Su cofundador, Rob Brown, presenta la solución de Kerb como el “Airbnb del parking”. Nacida en Australia en 2016, la aplicación para encontrar y compartir plazas de aparcamiento está ya presente en 70 ciudades de todo el mundo. La idea es poner a disposición de quien más lo necesita las plazas particulares y espacios vacíos en los que poder aparcar, a un precio asequible. “Cada plaza puede ser individualizada con su propia disponibilidad, precio y tipo de vehículo”, explica Brown.

La plataforma ofrece una solución de gestión de parkings para que iglesias, colegios o centros comerciales puedan sacar rendimiento a sus parkings y recaudar fondos. “Una plaza de parking en Kerb le permite al usuario ahorrar entre 10€ y 40€ al día”, asegura el cofundador de Kerb. Si los propietarios prefieren a usuarios que alquilen por períodos más largos de tiempo, tienen la opción de ofrecerles opciones de pago semanales o mensuales. En estos casos, el cliente tiene que dar un preaviso cuando quiera finalizar el alquiler.

Las puertas y barreras de las plazas figuran online, por lo que Kerb puede abrirlas pulsando una tecla en la aplicación que aparece cuando el usuario reserva. Además, existen otras herramientas que también pueden integrarse, como los sistemas GSM. La app también puede proporcionar señalización para las plazas que se anuncien en ella sin coste alguno.