Consejos para montar una negocio de comercio electrónico

Montar un comercio electrónico es un negocio que cada vez tiene mayor auge y cuyo asentamiento en el mundo del comercio es más que una realidad. Incluso, se puede afirmar que es una necesidad, ya que gracias a Internet se puede llegar a un público objetivo mucho más amplio y, por lo tanto, se puede traducir en mayores ingresos.

Pero para llevar a cabo un proyecto de ecommerce hay que tener claro lo que vamos a hacer y cómo lo vamos a hacer. Para ello, una de las cosas que se aconsejan es mirar el sector para ver lo que están haciendo el resto de empresas y ver si queremos seguir la estrategia de alguna de ellas. En este caso, fijamos la atención en el e-Commerce de venta de material de oficina, 20milproductos.com. 

El primer paso que habría que dar es definir el producto que se va a vender, tenerlo claro, en este caso, material de oficina como objetos útiles de papelería, escritura, consumibles y productos de informática, cartuchos y tóner para impresoras, elementos de sobremesa… Cuantos más productos y mayor variedad de cada uno de ellos, mejor.

Un segundo paso sería presentar en la página de inicio de la web las mejores ofertas, descuentos y promociones que se tengan, de tal manera que pueda ser un mayor atractivo para el cliente. Ir renovándolas siempre mostrará que es una empresa dinámica que ofrece una gran variedad de oportunidades que es mejor aprovecharlas antes de que se puedan agotar.

La página web tiene que ser atractiva, con un enfoque visual en el que sea fácil encontrar los productos y en el que en un vistazo rápido se pueda saber o intuir donde encontrar lo que se busca.

Tener un buen servicio de envío también es importante, ya que cada vez prima más la rapidez de los envíos, los clientes quieren tener cuanto antes lo que compran.

Tener un dominio web que pueda ser fácilmente reconocible o que pueda ser identificativo con el sector al que nos dirigimos siempre es muy útil, ya que ante una gran variedad de empresas con las que se compite, finalmente acaban teniendo más éxito aquellas empresas mejor posicionadas en Google o las que son fácilmente reconocibles, para lo cual el cliente no necesita hacer ninguna búsqueda, con ir al dominio web de forma directa es suficiente.

El servicio de atención al cliente es fundamental. Hay que saber dispensar un buen trato con las consultas que puedan hacernos tanto antes de comprar como el servicio de postventa y las posibles devoluciones, porque no hay que perder clientes. Incluso en los momentos en los que puedan ser un tanto críticos por el descontento del comprador, mantener la calma y los buenos modales es algo que jugará a favor de la empresa.