España pierde 61.501 autónomos en el primer cuatrimestre de 2020

Durante el primer cuatrimestre del año, el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos RETA ha perdido 61.501 cotizantes, lo que supone un descenso del 1,9%. Frente a estos datos, en el mismo periodo de 2019, el RETA sumó 9.949 trabajadores por cuenta propia, según recoge un informe realizado por la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos, ATA, a partir de los datos facilitados por la Seguridad Social.

Por comunidades autónomas, ninguna ha logrado sumar autónomos en lo que llevamos de 2020, siendo la Comunidad de Madrid y Aragón las que lideraron la pérdida de cotizantes autónomos al registrar un descenso del 2,6%, lo que en términos absolutos se traduce en 10.510 autónomos menos que en diciembre en la Comunidad de Madrid, y de 2.607 autónomos menos en el caso de Aragón.

En el otro extremo, las comunidades que han registrado menor descenso de autónomos han sido Islas Baleares, con 409 autónomos menos que a 31 de diciembre de 2019, lo que supone una pérdida del 0,5% de sus autónomos y Navarra, con un descenso del 0,9% de sus trabajadores por cuenta propia, lo que en términos absolutos se traduce en 401 autónomos menos que al iniciar el año.

Si se analizan los datos por provincias, todas siguen la misma tendencia y las 50 provincias españolas, además de las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla, pierden autónomos en los cuatro primeros meses del año.

Zaragoza se sitúa como la provincia española que porcentualmente más autónomos pierde en los que llevamos de 2020, concretamente un -2,9% de sus cotizantes autónomos, 1.927 autónomos menos que en diciembre, hasta situar la cifra total de autónomos a 30 de abril en 64.414 cotizantes al RETA.

Junto con Zaragoza, y además de Madrid (-2,6%), las provincias que más autónomos perdieron fueron Guadalajara (-2,6%), Ciudad Real y Toledo, ambas con un descenso del 2,4% de sus autónomos y las dos provincias del archipiélago canario, también con un descenso del -2,4% de sus cotizantes autónomos.

Con un descenso que no llega al 1% de sus autónomos se situaron las provincias de Baleares (-0,5%), Almería (-0,8%) y Lugo, con un descenso del 0,9% de sus cotizantes autónomos.