España ve en Asia su ‘el dorado’ en comercio exterior

kaiser4
Kaiser, a la izquierda, junto a Arturo de las Heras, instantes de impartir su conferencia, que fue retransmitida en directo por Facebook Live. (Fotografías: Luis Miguel Belda/TodoStartups/Joaquín Danvila)

China y Japón, pero también Oriente Medio, son los objetivos principales del Gobierno español que preside Mariano Rajoy donde colocar la mercancía local. Hay que sobreponerse al tradicional mercado exportador en la Unión Europea. Ni siquiera Estados Unidos es ya el referente, o no tanto. El Este está ahora en el punto de mira, y muy en particular China.

José Luis Kaiser, director general de Comercio Internacional e Inversiones del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad, afirmó este jueves la necesidad de apostar con decisión por los mercados chino, japonés y estadounidense en materia de comercio exterior, después de reflejar el espléndido papel desempeñado en este ámbito en el peor momento económico y su aportación al PIB.

Tanto es así que España fue en estos años el único país que mejoró en cuanto al total de exportaciones mundiales, frente a la práctica totalidad de países de nuestro entorno –Alemania será la excepción, así como EE.UU.- “que han visto reducida considerablemente su cuota en los mercados mundiales”.

Kaiser, economista del Estado y profesor del Máster en Dirección de Negocios Internacionales del CEF.- y la UDIMA, describió el panorama actual y la previsión de futuro durante la conferencia ‘El futuro del papel internacional de las empresas españolas’, que impartió en el marco de los actos conmemorativos del cuadragésimo aniversario de la escuela de negocios.

Tras detallar en qué consiste la recién aprobada por el Gobierno estrategia de comercialización en el exterior, subrayó la necesidad de superar el modelo por el que las cifras de exportación son positivas en tanto que bajo sea el consumo interno. Eso ocurrió durante la crisis económica, periodo cuyas consecuencias casi pasaron desapercibidas para las empresas exportadoras, que siguieron cosechando buenos réditos.

kaiser5

Afortunadamente, agregó, esa tendencia ha cambiado desde 2015, en que coincide un comportamiento estable de la exportación y una recuperación del consumo interno. Pero es precisamente en este contexto, y momento, en que, a su juicio, hay que reforzar la presencia española en aquellos mercados donde menos es visible, y que al mismo tiempo son los que mejores perspectivas económicas presentan en el corto y medio plazo.

Principalmente, Kaiser se refirió al norte de los Estados Unidos y a Asia y Oriente Medio. Y en este sentido, dijo, “tenemos que ser racionales y hacer esfuerzos (por parte del Gobierno) donde nuestra ayuda sea más útil”. Porque, advirtió, “aunque haya mercados de interés, si no podemos ayudar a las empresas en un lugar determinado no merecerá la pena”.

Se mostró convencido de la fortaleza de España y de sus empresas, y en particular de tres sectores económicos clave en el ámbito exportador: automóviles, bienes de equipo y agroalimentario, que, destacó, debieran ser el ‘caballo de troya’ español para penetrar en espacios como China, el gran mercado aún por venir.

kaiser7

Su obsesión es hacer ver a las empresas que deben diversificar la meta de sus operaciones, y que en dicha tarea el Gobierno estará detrás.

“Lamentablemente”, indicó, “los destinos no han variado mucho”. Así, la Unión Europea sigue siendo destino de dos tercios de nuestras exportaciones, siendo el principal Francia (aunque cayó 4 puntos en los últimos años), y alguno nuevo, como Turquía, ya entre los diez primeros de la lista.

Pero, insistió, y este fue el mensaje principal que trasladó durante su intervención, en la actualidad “el eje de crecimiento ha pasado del Atlántico al Pacífico y debemos, por tanto, posicionarnos mejor con Asia y Oriente Medio”.

Reconoció que el déficit público se ha reducido pese a mantenerse la dependencia energética. “Nos hemos visto favorecidos en la crisis por una bajada de precios de la energía”, que ha permitido reducir nuestro el déficit español en los últimos diez años, “pero si suben los precios volvería a crecer nuestro déficit”, avisó.

Eso sí, paralelamente se mostró satisfecho de que uno de los principales éxitos como país en este tiempo es el aumento del número de empresas que han salido al exterior, pasando de 100.000 en 2007 a 150.000 en la actualidad, haciéndolo regularmente a día de hoy una media de 50.000.

¿Qué hacer en adelante, además de abrir nuevos mercados? “Lo que tenemos que hacer es incorporar más y más a las pymes. Por eso es importante hacer un esfuerzo en innovación y desarrollar instrumentos de financiación y favorecer el crecimiento de su tamaño, pues está demostrado que con ello aumenta la tendencia y capacidad de exportar”.

Pero, reiteró una y otra vez, “lo que hay que hacer es abrir nuevos mercados y potenciar, sobre todo, los mercados chino y japonés”. Tal es la situación que si España corrigiera el déficit con China corregiría al mismo tiempo el déficit comercial global que arrastra. Con todo, se debe intentar mejorar el pobre dato que refleja que solo el 5% de exportaciones española tiene un componente tecnológico alto, “por eso tenemos que fomentar la innovación”.

La llamada nueva Ruta de la Seda que China impulsa a todo tren, nunca mejor dicho, representa una puerta inmejorable para España, país cuya capital, Madrid, es actualmente el destino final de la línea férrea que cruza todo el continente.

CÁTEDRA ‘NUEVA RUTA DE LA SEDA’ DE LA UDIMA

En este marco, la  Cátedra Universidad Empresa con denominación “Nueva Ruta de la Seda (One Belt, One Road , -OBOR-)” constituye una forma de colaboración entre la UDIMA y el CEF.- cuya finalidad genérica es la de establecer y potenciar vínculos formativos, docentes y de investigación entre China y España.

Teniendo en cuenta la historia de las relaciones entre España y la República Popular China, la cátedra desarrolla un esquema que permite crear nuevos puentes de entendimiento entre ambas naciones, impulsando el conocimiento de sus culturas. Un acercamiento cultural que puede ayudar a que las relaciones que se establezcan sean más fructíferas y duraderas.

La cátedra promueve la colaboración con instituciones públicas o privadas que puedan tener intereses en la República Popular  China, e impulsa asimismo iniciativas específicas que profundicen en las relaciones entre España y China, especialmente en lo referente a la Municipalidad de Yiwu (Provincia de Zhejiang), por ser parte importante de una de las acciones de la “Nueva Ruta de la Seda (OBOR)”.

Luis Miguel Belda
Director de Comunicación en la Universidad a Distancia de Madrid (UDIMA) y Redactor jefe en TodoStartups